Internet

Elon Musk confirma que volvió a contagiarse de COVID-19 y lo llama “el virus de Teseo”

El tío Elon se ha vuelto a contagiar.

El multimillonario Elon Musk ha revelado a través de Twitter que se ha contagiado por segunda ocasión del coronavirus COVID-19, y que, afortunadamente, “casi no tiene síntomas”.

Pero para dejar su huella y mantener su irreverente sentido del humor, el empresario sudafricano de 50 años llamó al coronavirus “virus de Teseo”, haciendo referencia al rey de Atenas en la mitología griega y también conocido en otra tradición como el hijo de Poseidón.

El COVID-19 es el virus de Teseo. ¿Cuántos cambios de genes antes de que ya no sea COVID-19?”, ironizó Musk, dudando del contagio también al decir que “supuestamente lo tengo de nuevo” y confirmando que casi no tiene síntomas.

El director ejecutivo de Tesla y SpaceX también había utilizado la red social para informar sobre su primer contagio en noviembre de 2020, y ese mes se perdió el primer lanzamiento de su empresa de astronautas a la Estación Espacial Internacional (ISS, por sus siglas en inglés).

Esta vez, Elon Musk viajó a Alemania la semana pasada para la apertura de la primera fábrica de automóviles de Tesla en Europa, a la que asistieron el canciller Olaf Scholz y el ministro de Economía de ese país, Robert Habeck.

El evento marcó el inicio de las entregas del Model Y desde las instalaciones cerca de Berlín. Tesla ha programado un evento similar para su nueva planta en Austin, Texas, para el 7 de abril, al que también espera asistir el magnate tras recuperarse del coronavirus.

La pandemia afecta a Elon Musk y a sus empresas

Elon Musk no solo ha sido afectado por el COVID-19 y sus variantes físicamente en dos ocasiones, sino también económicamente hablando por sus compañías.

Un aumento en los contagios está interrumpiendo nuevamente la producción en Tesla y el fabricante de automóviles extendió una pausa en la producción en su fábrica en Shanghái, China, según fuentes que cita el sitio web de Bloomberg.

Los ceses en la producción y los cierres han molestado a Musk en el pasado. En los primeros días de la pandemia, se resistió a los esfuerzos de los funcionarios de salud del estado de California para mantener cerrada la fábrica de autos eléctricos y reabrió la planta en la ciudad de Fremont en mayo de 2020, desafiando a las autoridades y arriesgándose a ser arrestado.

El hombre más rico del mundo le dijo al New York Times en septiembre de 2020 que ni él ni sus hijos estaban en riesgo de contraer el virus y que no se vacunarían. También demostró su apoyo a un grupo de camioneros en Canadá que estaba en contra de la vacunación obligatoria para ejercer sus funciones.

Al ver cómo avanzaba la pandemia, cambión de opinión y admitió a la revista Time que él y su familia recibieron la vacuna en diciembre de ese año, por lo que está protegido ante este nuevo contagio.

Tags

Lo Último

Te recomendamos