Impresentable: Ley de televisión digital chilena entrará al congreso sin definir su norma

Impresentable: Ley de televisión digital chilena entrará al congreso sin definir su norma

por

Peor que los dibujos de Leo Prieto, peor que pagar por no usar Vista, peor que las explicaciones de Cortazar, y aún peor que tu novia use un colaless con contador de visitas, es lo que ha costado que Chile defina cuál será la norma de televisión de alta definición (que es una especie dentro del género de la televisión digital); porque luego de debates técnicos informes, incentivos truchos y cerca de dos años de indefinición hoy nuestro ministro Secretario General de Gobierno, don Francisco Vidal habló con radio Cooperativa sobre el estado de la ley de televisión digital y la de televisión nacional, siendo por el momento de nuestro interés sólo la primera y de la que al respecto dijo:

…Pido las disculpas del caso y pido perdón porque como tres veces este año ‘el próximo lunes’, ‘el próximo lunes’. Ahora estoy en condiciones de decir de verdad que la próxima semana estamos en condiciones de entrar (Al Congreso) en la ley de televisión digital y la ley de televisión nacional…

Al escuchar esas palabras sentí que por fin sabríamos cuál norma seria la utilizada en Chile, pero al consultársele directamente sobre cuál sería, Vidal nos da una no muy grata sorpresa al indicarnos que NO se ha decidido, que la Presidenta dejará que el proyecto avance porque tiene un año para “sacarlo”, y que antes que termine su gobierno podría haber una definición.

No obstante esto, Vidal sí declaró que lo importante no es la norma que se decida (WTF?!) sino como se regula dada la convergencia técnica de las normas de televisión digital. En mi humilde opinión (no soy experto en la materia) creo que si bien es innegable que las normas se han ido acercando cada vez más a un estándar, aún es incorrecto señalar que no reviste importancia la decisión de cuál será, lo que es patente a la luz de los diversos informes de la Subsecretaría de Transportes y Telecomunicaciones y los realizados por diversas Universidades.

Finalmente, también es justo indicar que la ley está destinada a dar el marco general y ser duradera en el tiempo, por lo que la necesidad de explicitar la norma de televisión a adoptar es un punto relativamente controvertido, aún dentro del mundo jurídico; pero que a la luz de lo ocurrido, la falta de una definición de ésta, aunque sea por vía de una norma de inferior rango como un reglamento, es francamente triste e inaceptable. Ahora a esperar a que finalmente entre al Congreso, que no se duerma, y siendo realistas, que al menos tengamos definida (luego hay que implementar) cuál será la bendita norma que utilizaremos antes del próximo Gobierno.

Link: Cooperativa (Gracias a Nicolás por las fuentes complementarias)