Espacio

NASA: ¿De dónde vienen los colores que vemos en las galaxias captadas por el James Webb? Esto explican los astrónomos

Las espectaculares y coloridas galaxias y nebulosas son ilustraciones de los científicos de la NASA, que se basan en datos que capta el infrarrojo.

El Telescopio Espacial James Webb llegó para mostrar el universo como jamás lo habíamos visto o también como nunca lo vamos a ver. Según explican los científicos de la NASA, los colores que apreciamos en las primeras imágenes que se publicaron, no es lo que vería el ojo humano viajando por el espacio.

Nebulosas, galaxias, cúmulos estelares y hasta los desaparecidos pilares del universo, son representados con una impresionante gama de colores que se convierte, a nuestra percepción, en un verdadero espectáculo visual.

Sin embargo, lo que en realidad capta el Telescopio Espacial James Webb es en realidad una imagen en escala de grises, registrada directamente por sus herramientas de infrarrojo.

Después, un equipo especializado exclusivamente en las ilustraciones, analiza los datos y le da un color específico a cada uno de los elementos que vemos en la publicación final que hace la NASA, ESA o cualquiera de las agencias de astronomía que lidera algún estudio.

Los colores del espacio captados por el James Webb

Una gama de azules, rojos, naranjas, blancos que representan la luz, amarillos y otros cromas que apreciamos con nuestros ojos a simple vista, en las fotografías. Cada uno de ellos tiene una característica que representa a un elemento o comportamiento en el cosmos.

El portal Gizmodo habló con Joe DePasquale, un desarrollador de imágenes de datos del Instituto de Ciencias del Telescopio Espacial, quien se encargó de aclarar este fenómeno y la diferencia de lo que capta el James Webb y lo que terminamos viendo los espectadores.

“Algo sobre lo que he estado tratando de cambiar la opinión de la gente es que dejen de obsesionarse con la idea de ‘¿es así como se vería si pudiera ir en una nave espacial y mirarlo en persona?”, dice Joe. “A un biólogo no le preguntas si de alguna manera puedes reducirte al tamaño de una célula y observar el coronavirus”, añade para comparar situaciones.

Lo que vemos ya fue pasado por un filtro monocromático y una traducción de luz infrarroja a bandas de colores visibles en rojo y amarillo para que los expertos pudieran ver ciertas características de lo captado.

Mucho de lo que brilla en el universo, si lo vemos a simple vista, ocurre con luz ultravioleta o rayos X. Es allí donde funciona el Telescopio Espacial, ya que con el instrumento infrarrojo atraviesa esos destellos y en la mencionada escala de grises, detalla todo lo que ocurre.

“Estos son instrumentos que hemos diseñado para extender el poder de nuestra visión, e ir más allá de lo que nuestros ojos no son capaces de percibir porque no son sensibles. Estoy tratando de sacar a relucir la mayor cantidad de detalles y la mayor riqueza de colores y complejidad que se encuentra en los datos sin cambiar en realidad nada”, especificó DePasquale.

Tags

Lo Último


Te recomendamos