logo
 /
Espacio 13/08/2020

Chile: con el telescopio ALMA descubren galaxia parecida a la Vía Láctea que rompe todas las teorías

La galaxia remota conocida como SPT0418-47 fue encontrada con el telescopio Atacama Large Millimeter/submillimeter Array (ALMA) de Chile.

Durante los últimos años Chile ha sido la cuna y origen de grandes descubrimientos en el terreno de la astronomía.

Todo esto en buena medida se debe gracias a la existencia del brutal telescopio ALMA (Atacama Large Millimeter/submillimeter Array) que nos ha ayudado a descubrir y comprender nuevos y lejanos rincones del universo.

En el más reciente de los hallazgos encontrados a través de estas instalaciones, el Observatorio Europeo Austral (ESO) y su equipo científico ha descubierto la galaxia más distante de características similares a la Vía Láctea. Ubicada a “solo” 12.000 millones de años luz.

Esta galaxia distante, bajo el nombre de SPT0418-47, supone un reto inesperado para la comunidad científica. Ya que, tal como se puede observar en las imágenes capturadas por ALMA y difundidas por el ESO, luce perfectamente estable:

Un nuevo enigma

Esta galaxia la vemos como era cuando el universo tenía sólo 1.400 millones de años y esto contradice las teorías establecidas hasta ahora.

Ya que la concepción original sobre el origen de estas formaciones es que en el universo primitivo, todas las galaxias nacían turbulentas e inestables:

-Este resultado representa un avance en el campo de la formación de galaxias, mostrando que las estructuras que observamos en galaxias espirales cercanas y en nuestra Vía Láctea ya estaban en su lugar hace 12 mil millones de años.

-La gran sorpresa fue descubrir que esta galaxia es en realidad bastante similar a las galaxias cercanas. Al contrario de lo que se esperaba por los modelos y observaciones anteriores, menos detalladas.

Son las palabras de Francesca Rizzo coordinadora de la investigación y su coautor Filippo Fraternali respectivamente. Con motivo de la publicación de estos hallazgos en la edición más reciente de Nature.

Todos los modelos teóricos apuntaban a que era imposible encontrar una formación tan similar a la Vía Láctea allá tan lejos.

Ahora hay mucho por reconstruir para explicar todo.