Fue todo un engaño la historia de "el hombre que destruyó su compañía con una línea de código"

Fue todo un engaño la historia de "el hombre que destruyó su compañía con una línea de código"

Todo fue parte de una campaña viral que resultó exitosamente para el troll Marco Marsala.

Nunca nos vamos a cansar de los trolls de internet, gente al otro lado del monitor que aspira a engañar a los usuarios de la red o que suele generar controversia con mensajes tontos o provocativos. Marco Marsala es un buen ejemplo, el supuesto hombre que destruyó su compañía, su carrera y la información de 1.535 clientes con una simple línea de código.

Parecía muy estúpido para ser verdad, el que alguien dedicado al alojamiento web decidiera usar el comando rm -rf en un servidor Linux sin percatarse de no haber declarado variables, además de que todos sus respaldos también se eliminaran al estar montados en la computadora desde la cual habría ejecutado el script bash.

Ya que el supuesto error del dueño de la compañía de alojamiento web, Marco Marsala, consiguió toda la atención mediática, un medio italiano (vía InfoWorld) dio a conocer que todo "era sólo una broma", en palabras del sujeto que ves en portada. Era parte de una campaña de marketing viral para promocionar la compañía, la cual resultó ser todo un éxito.

La gente detrás de Stack Overflow lo sabe, misma que está a cargo del foro donde se publicó el mensaje. Tanto ellos, los medios y quienes comentaron -e incluso sermonearon- cayeron en el engaño de una campaña viral, la cual consideran "no es particularmente divertida" y por eso ya eliminaron la publicación del foro Server Fault.

Como sabemos, internet es un campo minado de trolls, y no hay duda de ello, pues a veces todo puede ser real y otras un simple engaño. Es un alivio que Stack Overflow ya esté pensando en cómo evitar este tipo de abusos a su plataforma, una acción que evitará futuros engaños, sobre todo si tienen como finalidad la promoción de algo o alguien en particular.

Opinar es gratis, como siempre. No olviden seguirnos y comentar en Facebook.