Chrome 50 llega con múltiples mejoras y se despide de Windows XP

Chrome 50 llega con múltiples mejoras y se despide de Windows XP

Una actualización que incluye mejoras en las notificaciones push, ayuda a reducir el tiempo de carga de páginas web y se olvida de versiones antiguas de Windows y Mac OS X.

Las novedades se acumularon en el navegador de Google para arribar en Chrome 50, muchas de ellas previamente disponibles en la versión para desarrolladores. Las múltiples mejoras que acompañan a esta actualización se enfocan en la comunidad de desarrollo, pero benefician de igual manera a los usuarios finales, sin mencionar que el navegador ha dejado de ofrecer soporte para versiones antiguas de Windows y Mac OS X.

Google Chrome se ha actualizado para decir “chau”, “hasta la vista”, “adeu” a los sistemas operativos Windows XP, Windows Vista, Mac OS X 10.6 Snow Leopard, OS X 10.7 Lion y OS X 10.8 Mountain Lion, por lo cual dejarán de recibir actualizaciones y los usuarios deberán buscar alternativas al navegador, pues de lo contrario estarán expuestos a la explotación de vulnerabilidades.

Por otro lado, y como se indica en el blog oficial de Chrome (vía VentureBeat), la mayoría de las novedades están enfocadas en el desarrollador, pero el usuario final también se verá beneficiado. Una de ellas apunta a las notificaciones push, las cuales podrán personalizarse con etiquetas de tiempo, iconos, sonido y vibración, además de mantenerse sincronizadas entre dispositivos.

En lo que respecta a las mejoras en el comportamiento de las notificaciones push, ahora todo el contenido podrá enviarse en las notificaciones desde las páginas web que las soportan, así que ya no será necesario verificar frecuentemente la información en el servidor. Esto jugaba en contra de la experiencia porque se perdían algunas notificaciones, más aún en conexiones de internet lentas o de banda ancha reducida.

Y si de mejorar el tiempo de carga de páginas web se trata, la versión más reciente de Chrome permite a los desarrolladores usar el atributo HTMLlink rel=’preload'” en sus páginas web para precargar los recursos especificados. Esta mejora llegó como una solución al problema del navegador para detectar la carga de ciertos recursos, retrasando el contenido principal del sitio web.

Entre otras novedades, Chrome ya no soporta más el retroceso de versiones TLS, porque facilitaba a los ciberdelincuentes el irrumpir en la comunicación para implementar una versión antigua y por ende más vulnerable del protocolo. Ahora tampoco se permite la geolocalización a través del navegador sin una conexión HTTPS y se han reducido las lagunas en la reproducción y transmisión de contenido multimedia por streaming.

La actualización ya debería estar disponible para su descarga desde Google Chrome o, bien, también a través de la página oficial del navegador. De cualquier manera, asegúrate de que el instalador silencioso de Chrome está activo, para que no te pierdas de las nuevas actualizaciones y parches de seguridad.

Opinar es gratis, como siempre. No olviden seguirnos y comentar en Facebook.