Móviles

Samsung Galaxy S7, S7 Edge y S8 reciben una actualización sorpresa por un problema con su GPS

De la nada Samsung ha sorprendido a la comunidad con el lanzamiento de una inesperada actualización del Samsung Galaxy S7, el S7 Edge y el S8.

Samsung es una marca que ha sabido ganarse la confianza de sus consumidores con el paso del tiempo gracias al su estabilidad y constancia con el lanzamiento de actualizaciones de Android y los constantes parches de seguridad.

Antes, en los inicios de la familia Galaxy S, la historia era muy distinta y lamentable. Pero en realidad la compañía surcoreana ha corregido el rumbo de manera excepcional últimamente.

De modo que hoy en día, por defecto, cualquier smartphone Samsung que sea adquirido por los consumidores cuando recién es lanzado al mercada cuenta con la garantía de cuatro años de actualizaciones de su sistema operativo móvil y un año adicional de updates con parches.

Es por ello que la empresa ha robado los titulares de algunos sitios en las últimas horas, ya que, de la nada, acaba de lanzar una nueva actualización para modelos que tienen más de un lustro de edad.

El Samsung Galaxy S7, el Galaxy S8 y el Galaxy S7 Edge reciben una actualización sorpresa

Corrían los primeros meses de 2016 cuando en FayerWayer tuvimos la oportunidad de hacer un análisis exhaustivo del Samsung Galaxy S7 Edge.

En aquel momento recibíamos con emoción la capacidad de su cámara de soportar video a resolución 4K y la integración de un modo nocturno que visto a distancia lucía en pañales.

Aunque el detalle de su pantalla curva no resultaba un factor de distinción tan brutal como puede ser el factor de forma de la familia Z Fold y Z Flip.

Aún así el teléfono inteligente se convirtió en uno de nuestros favoritos de su generación y lamentamos profundamente cuando dejó de recibir actualizaciones oficialmente en 2020.

Pero Samsung nos acaba de dar una absoluta sorpresa inesperada. Ya que el fabricante ha lanzado una actualización de firmware de 31 MB.

Se trata del update G93*FXXU8EVG3, la segunda actualización no programada desde que Samsung retiró el soporte al dispositivo en la primavera de 2020.

Curiosamente, según reportan nuestros amigos de SAMMOBILE el parche no es de seguridad, sino que, según describe la propia actualización, se enfoca en mejorar la estabilidad del GPS.

Quienes han usado el dispositivo en años recientes habrán notado justamente que había detalles por mejorar en ese apartado, sobre todo en escenarios de uso extremo o rudo.

Lo más llamativo es que en realidad Samsung está lanzando parches para mejorar su GPS en modelos más o menos cercanos a la familia S7, ya que el Galaxy S9 hace poco igual recibió un parche similar.

Tags

Lo Último


Te recomendamos