Entretenimiento

Este es el control más extraño en la historia de PlayStation y seguro no lo conocías

¿Por qué tiene esta forma?

PlayStation 1

En octubre de 2011, PlayStation lanzó para su consola de primera generación The Game of Life, un juego de mesa de Hasbro llevado al mundo de los videojuegos.

La historia de The Game of Life incluso se vincula mucho con el origen del Compact Disc (CD) en los años 80. Existió un plan para que el Atari 2600 sirviera de plataforma, pero la tecnología de la época no permitía que los 700 MB programados entraran en un cartucho.

Hasbro quiso esperar a que la tecnología estuviera a la altura. Mientras, Philips y Sony, espoleados por la idea de un disco óptico con una capacidad superior, lanzaron para 1982 en Japón el CD de 640-700 MB.

Recomendados

Finalmente, The Game Of Life apareció en videojuegos, pero en 2011 y para la consola PlayStation 1. No tuvo mucho éxito, pero quedó algo curioso para los museos: su control.

Para muchos, el más extraño de la historia.

Así era el control de The Game of Life para PlayStation

Control de The Game of Life para PlayStation 1

El control de The Game of Life para PlayStation 1 contaba con una ruleta de 8 colores incorporada para emular a la del juego de mesa.

Cuando el usuario terminaba el turno, le pasaba el control a otra persona, como bien recuerda R. Márquez para Vida Extra.

Control de The Game of Life para PlayStation 1

Además, traía los botones clásicos del control normal: la cruz, el triángulo, el círculo, la X y el cuadrado, además select y start, junto con L1 y L2, R1 y R2.

Los amigos del portal Continue señalan que el juego se lanzó tanto para la PlayStation 1 de Sony como para PC, pero fue “mayoritariamente ignorado en el momento de su lanzamiento”.

Control de The Game of Life para PlayStation 1

“La revisión de IGN para el juego le dio una puntuación de 4.8/10″, agregan los expertos.

El portal DK Oldies vendió uno por 54.99 dólares, pero ya se agotó. Te dejamos acá el link para que lo veas.

Tags

Lo Último


Te recomendamos