Ciencia

Desarrollan vendaje inteligente que avisa cuando la herida curó sin necesidad de remover el material

El textil lleva una especie de sensor que mide los niveles de humedad y así detecta el avance de la cura.

Científicos italianos se encuentran en desarrollo de un vendaje al que califican como inteligente, ya que avisa a los médicos si la herida de un paciente ya curó o sigue en proceso. Este proceso lo ejecuta enviando una notificación a través de una aplicación descargada en el celular.

Dicho material, que por ahora fue desarrollado por medio de un solo prototipo, sustituiría a la obsoleta acción de remover el vendaje para ver el avance o evolución de una herida. De esta manera asegura que el proceso de curado se ejecute de forma lineal y sin interrupciones.

Daily Mail publica que esta es una invención de expertos de la Universidad de Bolonia, ubicada en Italia. El vendaje funciona con la instalación de un sensor que mide los niveles de humedad, característica común en las heridas de cualquier parte de la piel.

Un implemento económico

Aunque por ahora solo se trata de un prototipo, los científicos de la Universidad de Bolonia manifiestan que su creación apunta a ser un implemento médico económico. La idea es que se venda en grandes cantidades para competir mano a mano con los vendajes convencionales, aunque seguramente sí tendrán un costo adicional por la instalación del sensor. Además, que probablemente utilice mayores capas de material textil.

“Desarrollamos una gama de vendajes con varias capas y diferentes propiedades y características de absorción”, explica el Dr. Luca Possanzini, de la Universidad de Bolonia, según el portal británico.

“La idea es que cada tipo de herida pueda tener su propio apósito apropiado, desde heridas que exudan lentamente hasta heridas que exudan mucho, como quemaduras y ampollas. Sin embargo, necesitaremos optimizar aún más la geometría del sensor y determinar los valores de sensor apropiados para una curación óptima antes de que podamos aplicar nuestra tecnología a varios tipos de heridas”, añadió Possanzini.

El sensor con el que funciona este vendaje inteligente funciona con un chip de identificación por radiofrecuencia, conocido por las siglas RFID. Debe tener un smartphone cercano, por supuesto, con la aplicación descargada.

Esta tecnología de chips RFID ya se utiliza en otros productos como ropa, donde los instalan en las etiquetas de información, o tarjetas para el transporte público. Su tamaño es realmente diminuto y no supera lo que mide un grano de arroz.

Los materiales

El tipo de textil que utilizaron en este prototipo fue realmente un reto. Para que el sensor pudiera funcionar de manera óptima no se podía colocar la tela del vendaje convencional. Y además de conseguir que el material fuera biocompatible con el chip RFID, también tenían que encontrar algo barato y desechable.

Entonces lo que hicieron fue aplicar un polímero conductor llamado PEDOT: PSS en dos tipos diferentes de gasas, utilizando una técnica llamada serigrafía.

Marta Tessarolo, coautora de la investigación y también parte de la Universidad de Bolonia, explica específicamente como trabaja el PEDOT: PSS.

“Es un polímero semiconductor orgánico que se puede depositar fácilmente en varios sustratos como tinta estándar. También incorporamos una etiqueta RFID barata, desechable y compatible con vendajes, similar a las que se usan para las etiquetas de seguridad de la ropa, en el parche textil. La etiqueta puede comunicar de forma inalámbrica los datos del nivel de humedad con un teléfono inteligente, lo que permite al personal sanitario saber cuándo es necesario cambiar un vendaje”, detalló.

Tags

Lo Último

Te recomendamos