¿Qué pasa si comes 50 semillas de manzana?

¿Qué pasa si comes 50 semillas de manzana?

Tal vez han leído que las semillas de manzana son venosas y les preocupe terminar intoxicados cuando comen estas frutas

Parece que el temor infantil de que naciera una planta en el estómago, si se tragaban las semillas de una fruta, al crecer se transforma en la preocupación de intoxicarse con dichas semillas.

Es cierto que algunas de ellas contienen sustancias tóxicas, pero veamos qué tanto daño nos pueden causar.

Manzana envenenada

No es que la madrastra de Blancanieves haya decidido envenenar todas las manzanas, es que de manera natural hay algunas sustancias tóxicas en ellas, específicamente en sus semillas.

La amigdalina es un compuesto que existe en las semillas de frutas como las manzanas, peras, ciruelas, duraznos, entre otras.

Ese compuesto bajo ciertas condiciones produce cianuro, que es un compuesto muy tóxico para muchos seres vivos. Esta es una defensa natural de las semillas para que no se las coman y puedan cumplir con su función de reproducción de la planta.

Una sustancia es tóxica si puede causar daños en un organismo vivo, ya sean temporales o permanentes, o que provoque la muerte.

La amigdalina es tóxica para los seres humanos porque el cianuro que produce interfiere con el proceso de transporte del oxígeno en la sangre: así que termina causando asfixia.

Manzana

La dosis hace al veneno

Sustancia tóxica o veneno se pueden usar como sinónimos: aunque de manera común se asocia veneno con las sustancias de origen natural, como la amigdalina de las semillas de frutas.

Que algo sea venenoso depende de la cantidad: las que cosas que consideramos muy venenosas son las que con muy poco de ellas ocasionan algún daño a la salud.

Paracelso, un médico y alquimista medieval, fue quien dijo que cualquier sustancia podría resultar venenosa dependiendo de su cantidad. Por ejemplo: tomar demasiada agua, también podría resultar dañino, pero deberías consumir litros y litros en un tiempo muy corto para que fuera así.

Por otro lado, la amigdalina, es una de esas sustancias que consideramos venenos, porque si consumimos muy poco de ella puede tener consecuencias graves.

Manzana partida

Mala semilla

El cianuro, que se forma a partir de la amigdalina, es el responsable de la toxicidad de las semillas: para un adulto de unos 70 kg, consumir un 1 gramo de este compuesto puede ser fatal.

Pero, ¿qué tanto hay en las semillas de manzana? Una semilla apenas contiene apenas unos 2 miligramos de cianuro, así que tragarse una o todas las que contiene una manzana no sería suficiente para causar ningún daño.

Existe un caso documentado de una mujer que se tragó 20 semillas de albaricoque, que también contienen amigdalina.

Terminó en el hospital con síntomas de intoxicación aguda por cianuro: dolor de estómago y de cabeza, náuseas, vómito, falta de aliento. Pero, después de un tratamiento breve, de apenas 24 horas, la paciente se recuperó.

Quizá si comieran unas 50 semillas de manzana les pasaría algo similar, pero eso sería todo. Además siempre es mejor comerse la manzana que las semillas y si se tragan una o dos estén tranquilos, que no les crecerá un manzano en la panza, ni se envenenarán.