“Apagón” en el Vaticano, ¿detuvieron al Papa? La respuesta rápida es…

“Apagón” en el Vaticano, ¿detuvieron al Papa? La respuesta rápida es…

No. No lo detuvieron. Es toda una teoría conspirativa sobre un hecho que no ocurrió. Pero esta es la historia del Papa en su “detención”.

La noche del pasado sábado, las luces de la Plaza San Pedro en el Vaticano se apagaron. Algunas personas dijeron haber escuchado disparos. ¿Habría pasado algo con el Papa Francisco?

Las especulaciones comenzaron a rodar. Dijeron que se habían llevado a Jorge Mario Bergoglio, acusado por varios delitos. Se habló de posesión de pornografía infantil, tráfico de personas, etc…

Pero no, nada de eso ocurrió. Absolutamente nada.

Hora de la Tierra en San Pedro, el Vaticano.

Salvo el “apagón”.

El tema pasa porque en el Vaticano todos los días apagan las luces a las 6:00 de la tarde. Son pocas las que quedan encendidas. A partir de entonces, un blog conservador norteamericano lanzó sus teorías conspirativas.

Conservative Beaver es el nombre del blog, un experto en crear historias que, la mayoría de las veces, son falsas o exageradas.

 

Coronavirus en el círculo cercano del Papa Francisco

¿Qué es lo único grave y cierto que le ha ocurrido al Papa Francisco en días recientes? La muerte de su médico, Fabrizzio Socorsi, por coronavirus.

Socorsi, médico personal del Papa desde 2015, falleció el pasado domingo a los 78 años de edad. Era paciente oncológico y se contagió de coronavirus.

Papa Francisco.

Su muerte ocurrió en el Hospital Gemelli, ubicado en Roma.

El mismo día del “incidente” en el Vaticano, Francisco hablaba sobre la lucha contra el coronavirus, apoyando las jornadas de vacunación.

Para esta semana se prevé que se inyecte: “Ya tengo mi cita”, dijo a Canale 5 de Italia.

“Hay un negacionismo suicida que no consigo explicar (acerca del coronavirus y su vacuna). Hay que vacunarse”.

Jorge Mario Bergoglio, nacido en Argentina hace 84 años, es sucesor de Benedicto XVI en la silla de San Pedro. Está a la cabeza de la Iglesia católica desde 2013, cuando el alemán Joseph Ratzinger decidió renunciar al cargo.