Estudio realizado por la NASA identificó los problemas de salud que sufre el cuerpo humano cuando está en el espacio

Estudio realizado por la NASA identificó los problemas de salud que sufre el cuerpo humano cuando está en el espacio

La NASA tomó registro de 59 astronautas que han estado en el Estación Espacial Internacional (ISS). Reveló que el cuerpo no puede estar en el espacio.

"El cuerpo humano no está hecho para el espacio", dice la NASA después de un estudio que registró datos de al menos 59 astronautas que viajaron hacia la Estación Espacial Internacional (ISS). Seguramente ya se sabía o tenía un indicio de esta afirmación. Sin embargo, ahora se conoce cual es la parte del cuerpo humano que sufre en estos viajes.

Además la agencia espacial no pone a los humanos como seres vivos excluyentes. Los animales que viajen al espacio también sufrieron afecciones parecidas a las que se sometió el humano, fuera de la atmósfera. La posible razón que identifica la NASA son las mitocondrias. Las mismas experimentan cambios durante la actividad de los vuelos espaciales.

Reseña el portal Slash Gear, que la agencia espacial tomó en cuenta varios escenarios. En primer lugar, están dos que se viven mejor afuera de las fronteras terrícolas: los efectos de la baja gravedad y la radiación. Mientras que la reacción a espacios confinados también fue considerada.

El principal propósito de esta investigación apunta las futuras misiones espaciales. Hay objetivos lunares próximamente. Pero también está en planes los vuelos hacia territorios más profundos como Marte, por ejemplo.

La NASA y sus componentes en el espacio

El autor principal de este estudio se llama Afshin Beheshi, investigador de la NASA. Dijo que "todo se sale de control y comienza con las mitocondrias, la fuente de energía de las células. La agencia tomó datos de pruebas en animales, en los laboratorios de la NASA. Entonces los combinó con un estudio de gemelos de la NASA en el que estudió a los idénticos Mark y Scott Kelly, durante un año.

La reacción en animales y humanos fue la misma, las mitocondrias fueron interrumpidas y la energía dejó de ser enviada. Asimismo los individuos y los animales comenzaron a sufrir diferentes problemas de salud.

La interrupción de energía que provoca las mitocondrias puede afectar el sistema inmunológico u órganos clave del cuerpo humano. Hubo dos misiones diferentes a la que viajaron ratones y en ambas el problema para los animales, fue esta función de la que se habla. En una se demostró en los ojos y en los otros ratones fue en el hígado, producto de los orgánulos celulares mencionados

Mientras que, en el caso de los humanos, se vio afectado el sistema inmunológico, debido a las alteraciones de las mitocondrias.

Evalúan combinar genes de los astronautas para combatir la radiación