Reed Hastings, CEO de Netflix: Gracias a Dios, Blockbuster no nos compró

Reed Hastings, CEO de Netflix: Gracias a Dios, Blockbuster no nos compró

En el 2000 Blockbuster rechazó comprar a Netflix, cuyo valor era de 50 millones de dólares. Conoce la historia detrás de aquella reunión.

Año 2000. En una mesa se encontraron Reed Hastings, cabeza de Netflix, y John Antioco, CEO de Blockbuster. El tema: la compra del servicio de alquiler de DVD por correo. Su valor era de 50 millones de dólares.

La reunión se realizó en la sede corporativa de Blockbuster Video en Dallas.

Reed Hastings, CEO de Netflix

Todo terminó con Hastings y su director financiero, Barry McCarthy, saliendo de la sede sin la firma del contrato. Antioco y otros ejecutivos rechazaron la compra, “prácticamente riendo en la cara” de los directivos de Netflix.

Hoy la realidad es distinta.

Lo cuenta Hastings en una entrevista con Yahoo Finance. “Bueno, ahora digo que gracias a Dios que no querían seguir adelante con el acuerdo”, afirmó.

 

Netflix y Blockbuster, realidades distintas ayer y hoy

La entrevista es parte de un episodio de Influencers with Andy Serwer, una serie semanal con líderes de negocios, políticos y figuras del entretenimiento.

“En ese momento (Blockbuster era) tan formidable. Incluso, más tarde, cuando salimos a la Bolsa de Valores, valíamos 50 millones de dólares y ellos 5 mil millones. Eran cien veces más grandes que nosotros”, recordó Hastings.

Netflix blockbuster

“Durante nuestra primera década, Blockbuster generó una gran presión sobre nuestro futuro”, dijo el CEO de Netflix. “Pero ocurrió una serie de cosas que hizo posible que prosperáramos. Eventualmente tenemos la oportunidad de pasar a la transmisión”.

En la actualidad, Netflix cuenta con más de 193 millones de suscriptores en todo el mundo. Su capitalización de mercado en Wall Street es de 223.5 millones de dólares.

Blockbuster llegó a contar con más de 9 mil tiendas de alquiler de videos en todo el mundo. En 2010 se declaró en bancarrota. Actualmente queda una en Estados Unidos, que es más testimonial que otra cosa.