Coronavirus: las bodegas de Amazon solo podrán recibir artículos de primera necesidad

Coronavirus: las bodegas de Amazon solo podrán recibir artículos de primera necesidad

La empresa de compras en línea tuvo que realizar ciertos cambios, con el objetivo de tener espacio en sus bodegas para artículos de primera necesidad.

Debido a la pandemia mundial del coronavirus, Amazon ha tenido que realizar cambios para poder sobrellevarla. En un intento por satisfacer la demanda de productos esenciales, la empresa de compras en línea notificó a los vendedores de terceros que solo continuará almacenando artículos esenciales en sus almacenes hasta el 5 de abril. Esto con el propósito de hacer espacio para artículos médicos o implementos para el hogar de mucha demanda, como resultado del brote de coronavirus.

Un informe de Yahoo Finanzas informa que este cambio no significa que el portal de ventas on line dejará de vender artículos que no sean de primera necesidad, como por ejemplo carcasas para teléfono. Seguirá vendiéndolos pero lo más probable es que el stock se acabe en las próximas semanas. O que después de esa fecha, el envío tenga que ser directo desde los vendedores a los consumidores.

Cambios para Amazon

No hay duda de que la propagación mundial del virus ha significado obstáculos para la industria del retail, desde las cadenas de distribución hasta los envíos de productos. Por este motivo, Amazon envió una nota a los vendedores el pasado martes, donde explica que la demanda por artículos de ciertas categorías ha incrementado, y que desde ahora serán prioridad para la compañía. Esto con el objetivo de poder "recibir de manera rápida los productos, reponerlos y enviarlos a los consumidores".

Amazon ha enumerado seis categorías de productos clasificados como esenciales. Estos podrán seguir utilizando espacio de los almacenes de la empresa. Se trata de productos para bebés, artículos para la salud y el hogar, productos de belleza y cuidado personal, comestibles, artículos industriales y científicos y artículos para mascotas. También están incluidos los libros.

Esto significa que el stock de cualquier producto fuera de esas categorías no se puede reponer hasta que Amazon elimine la restricción. Los vendedores aún pueden enviar productos directamente a los clientes, evitando la necesidad de almacenarlo en los almacenes de Amazon y que la empresa se encargue de la entrega. Eso podría resultar en tiempos de envío más lentos, si los vendedores deciden seguir esta ruta.

En el comunicado, la empresa expresa que "entendemos que este es un cambio para nuestros socios comerciales y apreciamos que entiendan que temporalmente prioricemos estos artículos para nuestros clientes". Además, anunció la contratación de 100.000 trabajadores adicionales para ayudar a satisfacer la demanda en sus almacenes a medida que más consumidores soliciten artículos desde casa mientras están en aislamiento.