La IA de Google Health puede detectar el cáncer de mama

La IA de Google Health puede detectar el cáncer de mama

La IA, que fue entrenada en mamografías anónimas, pudo reducir el número de diagnósticos falsos de cáncer de seno en mujeres sanas.

Un diagnóstico de cáncer de mama en una paciente es una noticia que nadie quiere escuchar, pero si llega, quiere que sea precisa.

Desafortunadamente, el método primario actual de detección por medio de una mamografía, una exploración del seno que luego es examinada por un radiólogo, puede dar como resultado un diagnóstico falso de cáncer para muchas mujeres. Para otros, se pierde el diagnóstico.

La división de salud de Google Health ha pasado los últimos años tratando de resolver, mediante la Inteligencia Artificial, el problema de los diagnósticos inexactos.

El miércoles, la compañía junto con su filial Deepmind, Cancer Research UK Imperial Center, Northwestern University y Royal Surrey County Hospital publicaron un artículo en la revista Nature que describe el éxito de su investigación hasta el momento.

En el documento, los investigadores detallan los resultados exitosos de un modelo de IA capaz de identificar el cáncer de seno en las mamografías olvidadas por los radiólogos cuando se contrastan con escaneos de más de 25,000 mujeres del Reino Unido y más de 3,000 mujeres de los EEUU.

Investigaciones con éxito

La IA, que fue entrenada en mamografías anónimas, también pudo reducir el número de diagnósticos falsos de cáncer de mama en mujeres sanas.

Dominic King, líder del Reino Unido en Google Health, dijo en un comunicado que los resultados indicaron que su equipo está en camino de desarrollar una herramienta que pueda detectar el cáncer de seno con mayor precisión.

“Se requieren más pruebas, validación clínica y aprobaciones regulatorias antes de que esto pueda comenzar a marcar la diferencia para los pacientes, pero estamos comprometidos a trabajar con nuestros socios para lograr este objetivo”, dijo.

Si la investigación continúa mostrando éxito, el impacto en las mujeres de todo el mundo podría ser profundo.

El cáncer de mama es el tipo más común de cáncer que ocurre en las mujeres a nivel mundial, y se desarrollará en alrededor de una de cada ocho mujeres en el Reino Unido y los EE UU.

La mamografía es la herramienta más común utilizada para diagnosticar el cáncer, pero los radiólogos omiten uno de cada cinco cánceres de seno. Por otro lado, el 50% de las mujeres que asisten a exámenes de detección en el transcurso de 10 años en los EE UU, recibirán un diagnóstico falso.

En las primeras pruebas, la IA de Google detectó cánceres que los radiólogos no detectaron, pero también hubo algunos casos en los que no detectó cáncer detectado por los radiólogos, lo que demuestra que en algunos casos falla.

IA de la mano con los médicos

Los investigadores sugieren que, en el futuro, la IA podría trabajar en conjunto con los profesionales médicos para evitar que se pase por alto el cáncer de seno y para evitar que las mujeres sanas estén sujetas a biopsias invasivas y al estrés de creer que pueden tener cáncer.

Esto podría eliminar la necesidad de una doble detección por parte de los radiólogos y también proporcionar una indicación inicial en tiempo real de si el cáncer está presente durante una exploración.

“Si bien esta es una investigación emocionante en las primeras etapas, se necesita validación en ensayos futuros para comprender mejor cómo los modelos como estos pueden integrarse efectivamente en la práctica clínica”, dijo el coautor del estudio de Northwestern, Dr. Mozziyar Etemadi, en un comunicado.

“En algunos ejemplos, el humano supera a la IA y en otros, es todo lo contrario. Pero el objetivo final será encontrar la mejor manera de combinar los dos: la magia del cerebro humano no irá a ninguna parte en el corto plazo”, concluyó.

Cuatro predicciones de la ciencia ficción para 2020

Cerebros conectados a la red, el fin de la comida y la teletransportación podrían ser una realidad el año entrante.