Windows 7 está muerto para Microsoft, pero Microsoft Security Essentials vive

Windows 7 está muerto para Microsoft, pero Microsoft Security Essentials vive

Microsoft confirma que su software de Microsoft Security Essentials seguirá vivo y recibiendo actualizaciones en Windows 7.

Durante meses vivimos con la idea de que Windows 7 tenía los días contados, todo por cortesía de Microsoft. Sin embargo resulta que tal vez el componente más importante de la plataforma seguirá vivo por tiempo indefinido.

Según ha publicado la propia compañía en sus Microsoft Community Forums; efectivamente Windows 7 será abandonado a partir del 14 de enero de 2020. Pero el programa de Microsoft Security Essentials (MSE) seguirá recibiendo cuidados y actualizaciones.

Windows 7 por fin dejará de recibir soporte después de 10 años de estar en el mercado

Microsoft tuvo muchos tropiezos en cuanto a sus sistemas operativos, pero fue con Windows 7 que lo usuarios encontraron un sistema en el cual confiar.

Tal vez muchos no tengan ubicado este software, pero se trata de la aplicación complementaria básica de Windows 7 que funciona como antivirus para proteger al sistema operativo de amenazas.

Todo vino a raíz de una pregunta directa donde se solicitó la confirmación de la muerte de MSE. A lo que la gente de Microsoft respondió: "MSE continuará recibiendo actualizaciones después del 14 de enero de 2020. Pero la plataforma no será mejorada.".

Y con eso basta para confirmar sin equivocaciones que Microsoft Security Essentials seguirá vivo otro rato aunque Windows 7 esté muerto en todo lo demás.

Detectan primeros ataques a Windows por vulnerabilidad en escritorio remoto

Un experto en seguridad alertó que comenzaron a finales de octubre.

Las declaraciones a final de cuentas marcan que MSE recibirá nuevas listas de firmas de amenazas en su base de datos para mantenerse vigente al momento de analizar archivos potencialmente peligrosos.

Pero si Windows 7 seguirá vulnerable en todos los demás aspectos se mantiene el riesgo latente de que pase algo delicado con el sistema operativo en un futuro no tan lejano.