Una extraña rana que se creía extinta se encontró en Brasil

Una extraña rana que se creía extinta se encontró en Brasil

La rana arbórea Phyllomedusa camba de color verde, que está casi extinta, camina en lugar de saltar porque sus pulgares operan independientemente.

Una especie rara de rana, que camina como un mono y que se creía extinta fue descubierta en los bosques del norte de Brasil.

El anfibio, conocido como la rana arbórea mono, fue encontrado después de dos expediciones este mes en regiones boscosas en Vilhena, en el estado de Rondônia.

La rana arbórea Phyllomedusa camba de color verde, que está casi extinta, camina en lugar de saltar porque sus pulgares operan independientemente del resto de sus dedos, como una mano humana.

“Este es un hallazgo significativo que nos ayudará a catalogar una especie que enfrenta un alto riesgo de extinción en el área”, dijo Marcela Almeida, secretaria municipal de medio ambiente de Vilhena.

Puede caminar

La rana mono, con sus inusuales características, puede agarrar objetos fácilmente, dándole un mejor agarre a las hojas y ramas a medida que sube. Este paso inusual es probablemente la razón por la que se le ha dado el nombre de “rana mono”.

La búsqueda de la rana, que es del orden Anura y del género Phyllomedusa, tuvo lugar en dos expediciones separadas el 5 de diciembre y otras el pasado lunes, a través de ríos y vegetación densa alrededor de la ciudad de Vilhena.

El espécimen fue capturado y filmado por un equipo de investigadores de la Universidad Federal de Río de Janeiro y el Instituto Federal de Educación, Ciencia y Tecnología de Rondônia.

Los pulgares oponibles son una característica del género Phyllomedusa más amplio, que está amenazado por la pérdida de hábitat en su América Central y América del Sur.

El vertebrado se está estudiando ahora como parte del proyecto de anfibios del sur de Rondônia, lanzado por la Secretaría Municipal de Medio Ambiente de Vilhena, cuyo objetivo es catalogar especies en la región y difundir la conciencia ambiental.

El biólogo Thiago Baldine, quien filmó a la pequeña criatura, dijo que este género en particular juega un papel importante en el control de enfermedades al comer un promedio de 1.000 insectos portadores de virus y bacterias.

Medidor del medio ambiente

Y debido a que son sensibles a los cambios de temperatura, humedad y lluvia, también actúan como “bioindicadores” de la preservación del medio ambiente.

“Por la presencia o ausencia de estos animales, podemos medir la degradación, o no, de una región en particular”, señaló Baldine a FocusOn News.

Las muestras recolectadas en el área serán analizadas en Río de Janeiro e incluidas en el registro nacional de especies.

En septiembre, otra incursión en el Parque Ecológico de Vilhena recolectó alrededor de 23 nuevas especies de ranas, incluida una rana arbórea “fluorescente” y una “rana de cristal”, que tiene la piel transparente.

 

Apareció a más de 3 mil kilómetros de su hábitat: encuentran a pingüino rey en playa de Concón

Se desconoce cómo llegó a dicho lugar, pero será enviado a la Región de Magallanes.