¿Islas Caiman Papers? Hackearon su banco, filtran miles de cuentas offshore y citan a Salvador Allende como inspiración

¿Islas Caiman Papers? Hackearon su banco, filtran miles de cuentas offshore y citan a Salvador Allende como inspiración

Al igual que los Panamá Papers que sacaron a la luz millones de cuentas offshore de altos mandos mundiales, lo de Islas Caimán recién comienza.

Un gran hackeo se produjo este domingo 17 de noviembre en el Cayman National Bank (Banco Nacional de las Islas Caimán) de la Isla de Man (un pequeño dominio británico ubicado entre Inglaterra e Irlanda del Norte). La filtración y robo de datos incluye: dinero, documentos y correos electrónicos confidenciales de miles de clientes.

Se ofreció una recompensa de 100,000 dólares para quien haga lo mismo contra empresas que podrían conducir a la divulgación de documentos en interés público.

Hackeo

El sitio especializado Unicorn Riot tuvo acceso a las ubicaciones de más de 1,400 cuentas de los clientes: entre ellas hay 780 de la Isla de Man, 272 de Chipre, 153 del Reino Unido, 107 de las Islas Caimán, 51 de las Islas Vírgenes Británicas, 12 de las Seychelles, 11 de los Estados Unidos, 7 de Belice, 7 de Irlanda y un pequeño número de otras jurisdicciones involucradas en la banca offshore, como Gibraltar, Jersey, Saint Kitts y Nevis, Barbados, Guernsey, Malta y Mauritius.

Hasta ahora se han revelado 22 personas de alto interés público que estarían afectados:

el ex presidente del Banco de Moscú Andrey Borodin y sus familiares y Ariel “Ari” Emanuel, un agente de entretenimiento de alto perfil en Hollywood y hermano del ex alcalde de Chicago Rahm Emanuel.

Una revisión preliminar de los documentos no muestran coincidencias con cuentas chilenas por ahora.

Quién está detrás del hackeo al Banco Nacional de Islas Caimán

El hackeo se lo atribuyó el famoso hacker (o grupo de hackers) “Phineas Fisher” (conocido también como “HackBack”) quien publicó un manifiesto (publicado en español) titulado “Una guía DIY para robar bancos”.

Acá un extracto de sus motivaciones:

Ésta es mi palabra sencilla que busca tocar el corazón de la gente simple y
humilde, pero también digna y rebelde. Ésta es mi palabra sencilla para contar
de mis hackeos, y para invitar a otras personas a que hackeen con alegre
rebeldía.

Hackeé un banco. Lo hice para dar una inyección de liquidez, pero esta vez desde
abajo y a la gente simple y humilde que resiste y se rebela contra las
injusticias en todo el mundo. En otras palabras: robé un banco y regalé el
dinero. Pero no fui yo sola quien lo hizo. El movimiento del software libre, la
comunidad del powershell ofensivo, el proyecto metasploit y la comunidad hacker
en general son las que posibilitaron este hackeo. La comunidad de exploit.in
hizo posible convertir la intrusión en las computadoras de un banco en efectivo
y bitcoin. Los proyectos Tor, Qubes y Whonix, junto a las y los criptógrafos y
activistas que defienden la privacidad y el anonimato, son mis nahuales, es
decir, mis protectores [1]. Me acompañan cada noche y hacen posible que siga en
libertad.

No hice nada complicado. Solamente vi la injusticia en este mundo, sentí amor
por todos los seres, y expresé ese amor de la mejor forma que pude, mediante las
herramientas que sé usar. No me mueve el odio a los bancos, ni a los ricos, sino
un amor por la vida, y el deseo de un mundo donde cada quien pueda realizar su
potencial y vivir una vida plena. Quisiera explicar un poco cómo veo el mundo,
para que puedan hacerse una idea de cómo es que llegué a sentirme y actuar así.
Y espero también que esta guía sea una receta que puedan seguir, combinando los
mismos ingredientes para hornear el mismo bizcocho. Quién sabe, por ahí estas
herramientas tan potentes acaban sirviéndoles también a ustedes para expresar el
amor que sienten.

Citando a Salvador Allende

Incluso el hacker dio varias referencias latinoamericanas, entre ellas a Tupac Amaru y Salvador Allende:

Hackeo Islas Caimán
Soy 
solamente una de las millones de semillas que Tupac plantó hace 238 años en La
Paz [2], y espero que mis acciones y escritos rieguen la semilla de la rebelión
en sus corazones.

Qué dijo el Banco

El Banco Nacional de las Islas Caimán confirmó el robo de información, pero no así por ahora de dinero.

“Se sabe que Cayman National Bank (Isla de Man) Limited se encontraba entre varios bancos seleccionados y sujetos a la misma actividad de piratería”, dijo Cayman National en un comunicado emitido el lunes. "Se está llevando a cabo una investigación criminal y Cayman National está cooperando con las autoridades policiales pertinentes para identificar a los autores del robo de datos. Cayman National se toma muy en serio cualquier violación de la seguridad de los datos y se está llevando a cabo una investigación forense especializada en tecnología informática, con las acciones apropiadas para garantizar que los clientes del banco y las compañías fiduciarias de la Isla de Man de Cayman National estén protegidos”, agregó el comunicado. La declaración no nombra a Phineas Fisher, aunque dice que el banco fue víctima de un “grupo criminal de piratas informáticos”