Balas de goma: Informe científico ya advertía hace dos años sobre la letalidad en su uso

Balas de goma: Informe científico ya advertía hace dos años sobre la letalidad en su uso

En 2017 médicos de Derechos Humanos de la ONU alertaron a través de un estudio científico el peligro del uso de balas de goma.

Las cuestionadas balas de goma que usa Carabineros ya fueron duramente cuestionadas por médicos de la ONU en 2017, utilizando un informa publicado por el British Medical Journal.

En esa oportunidad, se detalló que de 1990 a la fecha "hubo 53 muertos, 1.984 heridos y 300 sufrieron discapacidad permanente –como ceguera o problemas de movilidad – al haber recibido impactos de este tipo".

“Dada su imprecisión, el potencial de uso indebido y las consiguientes consecuencias para la salud de lesiones graves, discapacidad y muerte, las balas de goma y otros proyectiles de impacto cinético no parecen ser armas apropiadas para usar en entornos de control de multitudes”, indicaron los científicos.

Los problemas asociadas al uso de balas de goma

Son varias las policías alrededor del mundo que utilizan estas municiones para represión.

Un estudio del Centro por Los Estudios por la Paz de Cataluña, presentó un informe sobre los problemas asociados.

Las balas de goma están fabricadas de caucho macizo, con un peso de 85 gramos y un diámetro de 54mm. Son disparadas con una escopeta Fabarm, Sdass Pro Forces, de fabricación italiana, a una velocidad de 200m/s (720 km/h). Un disparo a 50 metros produce un trauma de más de 45 mm, que llega a los 61 mm si el disparo se realiza a 20 metros. Su impacto puede causar, además de la pérdida del ojo, graves lesiones como hematomas cerebrales, perforaciones pulmonares e intestinales, hemorragias internas y lesiones en las extremidades.

Este informe de hecho se basó en la represión utilizada por los mossos d’esquadra en las protestas independentistas en Cataluña.

Carabineros Balas de goma