Nuevas pruebas confirman que un asteroide acabó con 35 especies hace 13.000 años

Nuevas pruebas confirman que un asteroide acabó con 35 especies hace 13.000 años

El impacto del asteroide dejó rastros de hollín y espigas de platino en un sedimento de White Pound, ubicado cerca de Elgin (Carolina del Sur).

Un grupo de científicos reveló que localizó en Estados Unidos nuevas pruebas que confirman que el impacto de un asteroide contra la Tierra, hace casi 13.000 años, habría causado la extinción de más de 35 especies animales como los mamuts, perezosos gigantes y dientes de sables, además de la disminución de una parte de la raza humana

La investigación salió detallada en la revista Nature. Allí los científicos aseguran que el impacto del asteroide también dejó rastros de hollín y espigas de platino en un sedimento de White Pound, ubicado cerca de Elgin (Carolina del Sur).

Un impacto de 10.000 millones de bombas atómicas

El descubrimiento respaldaría la teoría conocida como Dryas Reciente, con la que algunos científicos están en desacuerdo, según la cual un asteroide llamado Clovis impactó contra nuestro planeta hace casi 13 milenios, en México.

Los expertos creen que ese fenómeno habría dado inicio a una etapa de enfriamiento a finales del Pleistoceno —hace entre 12.800 y 11.500 años— provocando un “cambio climático global” y la extinción de varias especies animales y de la raza humana.

Dicho impacto, según los científicos, liberó una energía equivalente a 10.000 millones de bombas atómicas como la de Hiroshima y provocó extensos incendios forestales, lo que causó la desaparición de aproximadamente un 75% de las especies.

“Continuamos encontrando pruebas y expandiéndonos geográficamente”, explicó el autor principal del estudio, Christopher Moore.

El evento cósmico si ocurrió

Este científico también cree que las concentraciones inusualmente altas de platino e iridio halladas recientemente en sedimentos de un cráter en Groenlandia podrían ser el punto de impacto. Además, añade que cuando se date con precisión podría convertirse en la prueba que demuestre que este evento cósmico realmente ocurrió.

Detalló que en los últimos años “se han publicado numerosos documentos con datos similares de otros lugares que respaldan casi de manera universal la noción de que hubo un impacto extraterrestre (…) que causó el evento climático Younger Dryas”.