Qué es la sexsomnia o el sonambulismo sexual

Qué es la sexsomnia o el sonambulismo sexual

Básicamente, es un trastorno que está relacionado con la actividad sexual del individuo mientras permanece dormido.

Para disfrutar de los placeres del sexo no necesariamente tienes que estar despierto. También existe la “sexsomnia”. ¿Qué es?, esto se conoce como un trastorno del sueño que hace que una persona sea capaz de mantener relaciones sexuales mientras duerme, y que al despertar no recuerde absolutamente nada sobre su comportamiento.

Básicamente, es un trastorno que está relacionado con la actividad sexual del individuo mientras permanece dormido de manera profunda.

Expertos aseguran que la sexsomnia o sonambulismo sexual es muy poco frecuente, pero real, y muchos de los afectados no relatan su problema por miedo o temor a ser juzgados.

Masturbación y gemidos

La sexsomnia se reconoció como un trastorno del sueño NO REM hace más de diez años. Tiene unos síntomas característicos: masturbación, gemidos, y abordar a la pareja para mantener una relación sexual, generalmente de forma agresiva, pero mientras la persona está dormida.

Los expertos como la Sociedad Española del Sueño o la Unidad Multidisciplinar de Trastornos del Sueño del Hospital Clínic de Barcelona afirman que no conocen la causa de la sexsomnia ya que no existe la presencia de ninguna alteración sexual, ninguna enfermedad psicológica y/o psiquiátrica ni tampoco ninguna experiencia sexual traumática vivida.

Solo hay 150 casos publicados en la literatura médica mundial y, probablemente existan muchos más, pero se cree que los individuos que la padecen no acuden al médico.

Más frecuente en los hombres

En la actualidad se desconocen las causas de la sexsomnia, aunque los estudios indican que es más frecuente en hombres, y especialmente en aquellos con antecedentes de terrores nocturnos o sonambulismo durante la infancia y adolescencia.

Las consecuencias pueden ser psicológicas, a nivel de pareja e incluso legales. Se conoce el caso de Stephen Lee Davies, quien fue absuelto de una violación a una chica de 16 años por padecer sexomnia, el caso ocurrió en 2009 en Gales.

La mejor forma de evitar este tipo de situaciones o, mejor dicho, curarlas es con la regulación del sueño. Una rutina y horarios estrictos en el sueño, además de una buena alimentación, el evitar comer o ingerir estimulantes antes de dormir, puede ayudar.

Estar obsesionado con el sexo podría ser un asunto genético