Robert de Niro se defiende de acusaciones sexistas, bromas con el viagra y el esperma de antigua empleada

Robert de Niro se defiende de acusaciones sexistas, bromas con el viagra y el esperma de antigua empleada

La ex empleada de Robert de Niro, Graham Chase Robinson, presentó una millonaria demanda contra el reconocido actor por discriminación.

En su punto más álgido está la pelea entre el actor Robert de Niro y su ex empleada Graham Chase Robinson, ya que ésta última acusa al protagonista de "Toro Salvaje" de discriminación de género.

Entre otras cosas, las acusaciones de Robinson son las que se expresan en la demanda.

"Robert De Niro es alguien que se ha aferrado a las viejas costumbres", dice la demanda. “No acepta la idea de que los hombres deben tratar a las mujeres como iguales. No le importa que la discriminación de género en el lugar de trabajo viole la ley. La Sra. Robinson es una víctima de esta actitud ".

La ex empleada de De Niro va más allá, ya que además sostuvo que el actor bromeó sobre su receta de viagra, le pidió que lo imaginara en el baño, y le sugirió que podía quedar embarazada usando esperma.

Las represalias de Robert de Niro

El representante del protagonista de "The Irishman", manifestó que, "Las acusaciones hechas por Graham Chase Robinson contra Robert De Niro son más que absurdas".

Ahora, según Robinson, el favorito de Martin Scorsese tras despedirla argumentó una demanda, "repleta de acusaciones de 'clickbait' que caracterizan falsamente a la Sra. Robinson como un holgazán, un ladrón y un malhechor. “Ahora, cuando su nombre está en Google, estas acusaciones aparecen en la pantalla. Los resultados han sido devastadores para la Sra. Robinson. Su reputación y su carrera han sido destruidas ".

En su momento el actor acusó a su ex empleada de cobrar miles de dólares de gastos personales, incluidos viajes y comidas en restaurantes de mantel largo, y ocupar a destajo la tarjeta de crédito de la compañía y de malversar millas aéreas.

Robert De Niro en litigio contra su ex empleada: La acusa de ver 55 capítulos de Friends y usar sus millas de vuelo