Empleados de Blizzard protestan contra censura de jugador opositor al gobierno chino

Empleados de Blizzard protestan contra censura de jugador opositor al gobierno chino

Blizzard quiere mantener su negocio estable en China, lo que lo ha llevado a cometer algunos actos con los que sus empleados no están contentos.

Blizzard es una compañía que cuenta con millones de fanáticos en todo el mundo. Pero que en las últimas horas se ha metido en una controversia grave.

Detonada por la censura y exilio a un jugador que se manifestó en contra del gobierno de China. Misma que ahora provocó que sus propios empleados se manifestaran en protesta contra sus jefes.

El caso va más o menos así. Hace pocos días la compañía suspendió públicamente al jugador de Hearthstone llamado Blitzchung.

h

Todo derivado por el torneo Hearthstone Grandmasters de Taiwán del pasado domingo. Donde Chung Ng Wai, con el nickname de Blitzchung, y ciudadano de Hong Kong, aprovechó la entrevista que le hacían tras ganarle a DawN para manifestarse en contra del gobierno de China.

El chico portaba una máscara de gas y lentes de protección similares a las de la gente que protesta en las calles hoy en día contra el gobierno de allá.

Fue ahí que Blitzchung se manifestó a favor de esas manifestaciones en Hong Kong; exigiendo libertad para su tierra de manera ruda. Lo que provocó que la transmisión de cortara de inmediato.

En reacción Blizzard suspendió al jugador por 12 meses y le retiró todas sus ganancias obtenidas en el año. Cerca de USD $3.500.

Esto provocó que los propios empleados de la compañía reaccionaran. Haciendo una protesta pacífica en el edificio corporativo de la empresa.

Como se puede observar en las imágenes publicadas y difundidas en redes sociales los empleados intervinieron la icónica estatua del orco.

Cubriendo con hojas de papel las frases “Think Globally” (Piensa Globalmente) y “Every Voice Matters” (Todas las Voces son Importantes).

Umbrella protest at Blizzard

En paralelo varios empleados se mostraron en la manifestación, cubriendo sus rostros y con sombrillas, como señal de apoyo a quienes no están de acuerdo con el gobierno chino.

Va de largo este drama.