En el calor de la batalla: Review del Predator Helios 300 (2019) [FW Labs]

En el calor de la batalla: Review del Predator Helios 300 (2019) [FW Labs]

Predator Helios 300 es una laptop gamer de un precio no tan alto y que es capaz de correr sin problemas una gran cantidad de videojuegos.

Hace cinco meses Acer nos mostró en Nueva York todo su catálogo de productos para este año. Entre las interesantes adiciones a su catálogo, estaba por su puesto toda su línea de equipos Predator, diseñados para el gaming. En las últimas semanas tuvimos la oportunidad de probar al Predator Helios 300 (versión 2019).

El modelo Helios 300 se presenta como una opción de no tan alto costo para los amantes de los videojuegos. Esto, sumado al hecho de que es perfectamente transportable al no tener un peso capaz de romper espaldas. Así, ya entra a jugar al competido mercado latinoamericano.

Pero antes de hacer más comentarios, repasemos su ficha técnica y sus propiedades paso por paso:

  • CPU: Intel Core i7-9750H.
  • GPU: NVIDIA GeForce GTX 1060Ti (6GB GDDR6).
  • Pantalla: 15,6 pulgadas, Full HD (1920 x 1080), IPS, 144Hz.
  • Almacenamiento: 256GB SSD.
  • RAM: 16GB DDR4, 2666 MHz.
  • Peso:  2,70 kg.
Predator Helios 300

Conociendo su diseño

Lo primero que podemos notar de esta laptop es que la tapa posterior está hecha de aluminio. En ella hay un lindo detalle del logo de Predator con fondo azul y un par de lineas del mismo color. Si bien las dos últimas pueden sobrar, ayudan a diferenciarlo del modelo del año anterior. Claramente, ayudan a darle una identidad propia.

Si lo abrimos, veremos que también el teclado está hecho de aluminio. Cada una de las teclas se ilumina con un ligero resplandor azul, lo cual hace que se vea lo suficientemente lindo sin acudir a lo extravagante de un RBG convencional. Podemos notar que en el lado derecho tiene un teclado númerico y el botón para activar el software de Predator Sense. Oprimir las teclas se siente muy natural y cómodo, algo que no podría afirmar tanto para el trackpad. Este último se siente un poco más duro de lo normal para oprimirlo, aunque tampoco es algo grave.

En su lado izquierdo se encuentra su conector de energía, puerto Ethernet (muy útil para laptop gamer), dos puertos USB 3.0 y la entrada 3.5mm (de audífonos). Por el otro lado encontraremos una entrada HDMI, un Mini DisplayPort, un puerto USB 3.0, y un puerto USB Tipo-C.

La parte de abajo está hecha de plástico (seguro para ahorrar algo de peso). Aquí es donde tiene sus principales rejillas para la circulación del aire.

En general el diseño con esquinas recortadas en esta máquina es bonito y agrada bastante. El único reparo que tengo es la forma en la que el cable de poder se conecta al computador, pues este termina estorbando un poco la circulación del aire de las rejillas de la izquierda.

Helios 300

Un desempeño placentero

Poner este computador a correr juegos es una maravilla. La experiencia que ofrece es muy fluida y limpia. Podemos comenzar a hablar de la pantalla, que tiene un brillo de 288 nits y una excelente precisión de color (94% sRGB). El tener 144Hz en un portátil es sin duda excelente, sobre todo cuando se prueban títulos de disparos.

Cualquier juego que corrí con gráficas altas lo sentí funcionando adecuadamente. Por ejemplo, Overwatch en Ultra corrió a 100 FPS. En el caso de Fornite en Épico, alcanzó los 140 FPS fácilmente. Apex Legends (Alto) se mantuvo en los 80 FPS, y Battlefield V (Alto)en los 60 FPS.

Si bajas un poco la calidad, en la mayoría de shooters competitivos podrás llegar a la máxima tasa de cuadros por segundo. La GTX 1660Ti hace que cualquier juego que corras en la Helios 300 no te de problemas ni te genere caídas notorias. Todo muy bien en este sentido.

La batería en trabajos simples duró cerca de seis horas. Sin embargo, en carga pesada fue de poco más de tres horas y media. Nada particularmente por fuera de lo normal.

Tengo quejas con el tamaño del almacenamiento de este equipo. Este solamente tiene una SSD de 256GB, lo cual es muy poco para las necesidades de un gamer. Prácticamente se te llena con uno o dos juegos actuales, así que esto no me gustó.

Predator Helios 300

Recordando a Helios, el dios del Sol

Evidentemente el título de la nota no fue una frase al azar. Si bien he estado satisfecho con lo que me ha ofrecido el Predator Helios 300, debo también hablar de un fenómeno al que sí o sí se le debe prestar atención. Este es nada más y nada menos que el calor.

El calor es una de las principales preocupaciones en torno a portátiles, especialmente para gamers, ya que estarán constantemente con una fuerte carga de trabajo. Así hicimos con este Predator Helios 300, que lo estuvimos ensayando con el reciente Gears 5.

Corriendo el juego, no pasó mucho tiempo sin que se calentara el computador a niveles considerables. En solo 10 minutos de juego, la CPU alcanzó los 92 °C, la GPU 81 °C y el resto del sistema 82 °C. Pasada media hora, la temperatura aumentó ligeramente, quedando la CPU igual, la GPU en 83 °C y el sistema a 85 °C. Cualquiera diría que estos no son números saludables para la máquina.

Pero afortunadamente el software Predator Sense tiene una supuesta solución. En él podemos aumentar significativamente la potencia de los ventiladores a unos 6.240 RPM. Esto lo hace tan ruidoso que a más de cuatro puestos en la oficina alguien preguntó si habían comprado una lavadora. En serio.

Aun así,el problema no se solucionó. A 10 minutos de revolucionados los ventiladores, la CPU se redujo a 88 °C, la GPU a 69 °C y el resto del sistema a 68 °C. No está mal, pero al rato recupera el calor. A los 20 minutos, la CPU alcanza 91°C, la GPU 73 °C y el sistema 76°C. De ahí en adelante la temperatura se conserva igual. Resultados similares se consiguieron con The Dark Pictures: Man of Medan.

La CPU permanece demasiado caliente, aunque el resto no es que esté muy fresco que digamos. El problema de esto es que la mayoría de rejillas de ventilación se encuentran debajo de la máquina. Yo aconsejaría comprar una base refrigerante, porque de lo contrario la vida útil de los componentes internos puede verse drásticamente reducida.

logopredatorcc04-abcfb743a4cf000ce4c666bfde5a6d06.jpg

Conclusión

En Estados Unidos este equipo está muy al alcance de la mano. Tiene un precio máximo de 1.300 dólares, por lo que no está nada mal. Sin embargo, en Latinoamérica puede estar llegando mucho más caro. En el caso de Colombia, este modelo cuesta COP 6'999.000. Esto resulta siendo más del 60% del cambio oficial, y hay que tenerlo en cuenta.

Viendo estos precios, reconozco que está un poco más alto de lo que el comprador promedio podría pagar. Sin embargo, debo decir que el adquirirlo puede valer mucho la pena, pues da una increíble experiencia de juego. Cualquier título de este año te servirá apropiadamente. En pocas palabras: El Predator Helios 300 te da lo que necesitas como gamer.

Eso sí, debo aconsejar que este equipo debe tener un mayor cuidado que el promedio. El hecho del calor obliga al usuario a cargar con una base refrigerante para no sufrir el riesgo de reducir su vida útil. Si puede vivir con este detalle, el computador será un fiel compañero para juegos.

Equipo de prueba facilitado por Acer.

Predator Helios 300