Amazon habría cambiado los criterios de su motor de búsqueda para priorizar productos "más rentables"

Amazon habría cambiado los criterios de su motor de búsqueda para priorizar productos "más rentables"

Un informe de The Wall Street Journal señala que Amazon cambió su algoritmo para que aparecieran primero productos que pudieran reportar mayores ganancias.

El algoritmo de búsqueda de Amazon habría cambiado recientemente para favorecer aquellos productos que le reporten más ganancias. Según una investigación de The Wall Street Journal, personas que habían trabajado en la compañía de Jeff Bezos y que trabajaron en el proyecto, confirmaron el cambio en el sistema de búsqueda.

La plataforma de Amazon, al igual que cualquier otra con motor de búsqueda, arroja una lista de resultados relacionados a una palabra clave. Desde su creación se ha dicho que hay unos criterios para aparecer en los primeros resultados. Por ejemplo, en los primeros puestos pueden estar los productos que más se estén vendiendo. Otras opciones pueden ser aquellos que son más relevantes o podrían interesarle al usuario.

Pero al parecer esto habría cambiado desde el año pasado. Tal y como señalan las fuentes del medio, ahora Amazon priorizaría los productos de su propia marca. En caso de ser mercancías de terceros, mostraría preferiblemente aquellos artículos que le reporten más ganancias.

El hecho es más grave de lo que parece, pues la empresa estaría infringiendo la ley. Concretamente estaría faltando al derecho de la competencia y leyes antimonopolios existentes. Por eso está siendo investigando actualmente por la  Comisión Federal del Comercio de EE.UU.

Los extrabajadores también afirmaron que la decisión se tomó por iniciativa de altos ejecutivos de la compañía. Esta acción habría seguido adelante a pesar de la oposición de desarrolladores y abogados.

Amazon

La respuesta de Amazon

La respuesta de Amazon a The Wall Street Journal no se hizo esperar. En un principio, la multinacional negó rotundamente el hecho diciendo que no había cambiado los criterios de búsqueda y que la historia era "errónea".

No obstante, tiempo después un vocero hizo una importante aclaración:

La compañía analiza una serie de métricas al probar nuevas características, incluida la rentabilidad a largo plazo, para ver cómo estas nuevas características impactan la experiencia del cliente y nuestro negocio como lo haría cualquier tienda racional, pero no hacemos decisiones basadas en esa métrica específica".

Por supuesto, de ninguna manera se admitió una práctica monopolista basada en la acusación hecha por el medio. Aun así, las investigaciones contra Amazon continúan.