México podría dejar de usar dinero en efectivo dentro de poco

México podría dejar de usar dinero en efectivo dentro de poco

Parece que el Gobierno de México está apuntando a que se deje de usar dinero en efectivo dentro del país ¿cómo es que lograrán eso?

México podría despedirse pronto del dinero en efectivo gracias a una plataforma de pago electrónico. La cual, si todo sale de acuerdo a lo planeado, comenzaría su funcionamiento dentro de poco.

No es por forzar a nadie, pero si

Hace poco les hablábamos de como es que en México se buscaría prohibir el pago de gasolina con dinero en efectivo. Es en serio, aquí te dejamos la nota. Pero parece que esto no se quedará solamente en este servicio. Puesto que parece que se busca eliminar el uso del dinero en efectivo. Lo cual, suena a una pésima, terrible y espantosa idea.

El reto consiste convertir a CoDi en una realidad de pagos de amplio uso, accesible para todos los mexicanos y en una plataforma tecnológica que promueva una mayor inclusión financiera y mayores oportunidades de desarrollo para la población.

Dijo el Gobernador del Banxico, Alejandro Díaz de León Carrillo.

Esta tecnología utiliza códigos QR y NFC para realizar pagos de manera electrónica. Haciendo que puedas pagar un servicio con tan solo escanear un código, y cobrar es igual de fácil.

México efectivo

Pero a pesar de que buscan que todos puedan tener acceso a este tipo de pagos, esto no podría reemplazar a lo demás métodos de pago. Puesto que hay millones de comercios que viven utilizando el efectivo como principal método de pago.

También hay que tomar en cuenta que existen quienes no tienen acceso con facilidad a un teléfono inteligente. Aunque no dijeron que intentan reemplazar el efectivo por completo. Todo parece indicar que así será, sobre todo por eso de prohibir pagos en efectivo en gasolineras.

Así que si bien, parece que se tienen ciertas ventajas, también hay muchos contras. Ya que si te quedas sin batería, te quedas sin acceso a todo tu dinero hasta que puedas usar tu teléfono de nuevo.

Fuente: El Financiero.