Insólito: Graban a sujeto con un televisor en la cabeza dejando otras teles antiguas en la puerta de diversas casas

Insólito: Graban a sujeto con un televisor en la cabeza dejando otras teles antiguas en la puerta de diversas casas

En la grabación se ve al extraño sujeto llevando un televisor en su cabeza lo que no le deja ver el rostro realizando esta extraña y llamativa acción.

Una situación bastante insólita fue captada en Estados Unidos, ya que un sujeto con un televisor en la cabeza dejó en las puertas de diversas casas de la localidad de Glen Allen, Virginia, más de 60 de estos antiguos equipos, causando sorpresa en los habitantes del sector.

Lo más llamativo de todo esto es que, al comprobar las grabaciones de las cámaras de seguridad de las puertas de las casas, las personas pudieron captar que el responsable de la situación era un extraño sujeto el cual portaba un televisor en la cabeza.

Varios videos muestran a este individuo vestido con un traje negro y con un antiguo monitor en su cabeza, situación que por no decir menos, dejo bastante desconcertados a todos los vecinos del lugar quienes amanecieron con un antiguo tele en los pórticos de sus casas.

Insólito: Graban a sujeto con un televisor en la cabeza dejando otras teles antiguas en la puerta de las casas

Un televisor viejos para todos

Según señalan las informaciones entregadas por medios de noticias que van desde CNN hasta WWBT, en total fueron 60 casas del lugar quienes amanecieron con estos antiguos televisores en las entradas de sus casas.

El sujeto eligió la madrugada para realizar la acción, ya que las "entregas" se realizaron entre las 1:00 am y las 5:30 am hora local. Esto es un caso bastante raro y ha llamado la atención de todo Estados Unidos debido al misterio que provoca descubrir la verdadera identidad del sujeto que realizó esta acción.

Insólito: Graban a sujeto con un televisor en la cabeza dejando otras teles antiguas en la puerta de las casas

La localidad de Glen Allen tiene un total de 15.000 mil habitantes y la policía del lugar ya ha recogido un total de 60 televisores. Según estiman sus indagaciones, este particular "incidente" es obra de más de una persona, debido a la gran cantidad de teles que se encontraron en diferentes zonas de la ciudad.

Los responsables de esta broma podrían ser acusados por la autoridades del lugar por entrar sin permiso en la propiedad privada y además por entregar residuos tecnológicos de forma ilegal. Finalmente todos los viejos televisores involucrados han sido trasladados al centro de reciclaje de la ciudad para así ser finalmente reutilizados para otros servicios.