Adolescente terminó con uno de sus pulmones colapsados debido al uso de un vaping

Adolescente terminó con uno de sus pulmones colapsados debido al uso de un vaping

Según palabras del propio adolescente afectado la experiencia fue aterradora y por poco estuvo a punto de morir debido a esta situación.

Un adolescente compartió fuertes imágenes de sus pulmones donde se puede ver el severo daño que causó en uno de ellos el hacer vaping durante un año seguido.

El joven, llamado Chance Ammirata, originario del Estado de Florida en Estados Unidos, quiso mostrar estas fotografías donde se ve su dañado pulmón para crear conciencia de lo peligroso que puede ser vapear en forma muy seguida.

En palabras del afectado "Recuerdo que un amigo me hizo reír y sentí como si mi pecho estuviera colapsando, como si estuviera teniendo un ataque al corazón".

Chance estuvo más de 1 año consumiendo un pod de menta cada dos días, lo que es equivalente a consumir alrededor de 10 cigarros diarios.

Adolescente terminó con uno de sus pulmones colapsados debido al uso de un vaping

Adolescente y los peligros de "vapear"

Lo más preocupante de esta situación es que Chance solo tiene 18 años de edad y ya necesitó una cirugía de emergencia para que con esto el equipo médico pudiera reparar el daño que el joven tenía en su pulmón.

Según declaraciones del equipo médico el daño fue causado por todos los productos tóxicos con los que cuenta el dispositivo, haciendo fuertes cuestionamientos a esta forma "alternativa" de fumar que supuestamente es mucho menos dañina que un cigarro común.

El joven argumentó que le costaba dormir todas las noches debido al fuerte dolor que sentía al respirar, pero jamás pensó que era esto, si no que pensaba que había sido algún especie de desgarro muscular debido a un mal movimiento físico. Sin embargo, no fue hasta que un día mientras se encontraba jugando bowling con un amigo cuando quedó casi en agonía por no poder respirar en forma correcta.

Adolescente terminó con uno de sus pulmones colapsados debido al uso de un vaping

Al llegar al hospital, el equipo médico le dijo que su pulmón izquierdo estaba totalmente colapsado, pero que lo operarían para intentar salvarlo incertándole un tubo para que con esto se pudiera mantener inflado.

Finalmente los cirujanos pudieron reparar el agujero que existía en el pulmón de Chance, pero los puntos negros que se ven también en el órgano tardarán algunos años en desaparecer, mientras que el paciente no podrá hacer ejercicio físico por lo menos en dos años.