Según un abogado de Facebook, la privacidad en internet "no existe"

Según un abogado de Facebook, la privacidad en internet "no existe"

Mientras Mark Zuckerberg busca construir el futuro de Facebook sobre datos privados, sus abogados postulan todo lo contrario.

Si bien Facebook dejó demostrado en F8 que su nuevo foco es la privacidad de sus usuarios, el litigio por el caso Cambridge Analytica ha traído argumentos a la mesa totalmente contradictorios.

En una audiencia por la class action lawsuit en la que Facebook está envuelto, Orin Snyder declaró ante un juez de distrito que "no existe invasión a la privacidad [de parte de Facebook], porque la privacidad no existe". Snyder está buscando que Facebook sea sobreseído de la demanda basado en que los usuarios "no tienen una expectativa razonable de lo que es la privacidad".

Según el abogado, Facebook es como una "plaza digital", y compartir cualquier cosa en ese espacio público te hace renunciar a tu derecho a la privacidad. De hecho, el argumento que sustenta lo anterior se basa precisamente en la soltura con la que la red social manejó los datos de todos sus usuarios, y que los usuarios siempre estuvieron de acuerdo: "tienes que resguardar mucho algo algo para tener una expectativa razonable de la privacidad".

Según un abogado de Facebook, la privacidad en internet "no existe"

En F8, la conferencia anual de la compañía, Mark Zuckerberg insistió que la privacidad si es un tema para Facebook, especialmente a sus inversores. Según Mark, "uno de los temas grandes que vamos a avanzar durante los próximos cinco a diez años es construir esta visión de una plataforma social enfocada en la privacidad".

Todo esto nos deja varias conclusiones en claro. Primero, hay que entender que el modelo de negocio de Facebook es precisamente tener la mayor cantidad de información posible sobre sus usuarios y usarla como método de marketing, lo que vendría a darle la razón al punto de Snyder. En el fondo, Facebook quiere quitarse de encima la responsabilidad del mal uso de nuestros datos poniendo la culpa en los usuarios, los que aceptaron este acuerdo tácito de mostrar su información al mundo de manera aparentemente voluntaria.

Sin embargo, desde antes de Cambridge Analytica, el uso de los datos en internet ya es materia de debate y legislación, por lo que Facebook tendrá que buscar otras alternativas en su largo litigio contra la ley estadounidense.