Sorpresa: Descubren que los cocodrilos de hace 200 millones de años eran vegetarianos

Sorpresa: Descubren que los cocodrilos de hace 200 millones de años eran vegetarianos

Los cocodrilos son conocidos por ser de los depredadores más feroces y terroríficos, aunque no siempre fueron fanáticos de la carne.

 

Cuando ves las fauces de los cocodrilos, no cabe duda de que su alimentación está basada en carne de cualquier animal que se distraiga, incluyendo a los seres humanos. Hablamos, desde luego, de uno de los colmillos más efectivos y letales que encontrarás sobre la Tierra; aunque curiosamente las cosas no fueron siempre así y el cocodrilo no siempre fue el gran asesino que conocemos hoy.

Cocodrilos vegetarianos: no es contradicción, es una realidad

Gracias a un estudio de la Universidad de Utah hecho por Keegan Melstrom, un estudiante de doctorado, nos enteramos de algo que quizá muchas personas no habrían imaginado. En dicho estudio se analizaron 146 dientes de 16 tipos de cocodrilos y se encontraron con que en el pasado, estos animales tenían dientes especiales para masticar plantas.

Lo más interesante que descubrimos fue la frecuencia con la que parece que los cocodrilos extintos comían plantas. Hoy los carnívoros poseen dientes simples, mientras que los herbívoros tenían dientes mucho más complejos

Sorpresa: Descubren que los cocodrilos de hace 200 millones de años eran vegetarianos

Dibujo: Jorge A. González

Aunque no todos las especies del pasado eran vegetarianas. Sí, existían también aquellos carnívoros e incluso omnívoros. Los colmillos evolucionaron por separado en cada especie; dato que sugiere una adaptación exitosa, según el estudio.

Algunos eran similares a los cocodrilos vivos y eran principalmente carnívoros, otros eran omnívoros y otros probablemente se especializaban en plantas. Los herbívoros vivían en diferentes continentes en diferentes momentos; algunos junto con mamíferos y parientes de mamíferos, y otros no. Esto sugiere que uno herbívoro tuvo éxito en una variedad de entornos

Aunque aún falta mucho por saber sobre el tema. Por ejemplo, se quieren reconstruir las dietas antiguas de estos animales, incluyendo a aquellas especies que se conocen porque se han encontrado sus restos fosilizados y sin dientes. Los investigadores también continúan trabajado para responder una pregunta: ¿Por qué estos animales evolucionaron tan diversamente?