Un asteroide del tamaño de 3 canchas de fútbol se aproxima a la Tierra

Un asteroide del tamaño de 3 canchas de fútbol se aproxima a la Tierra

Parece ser que pronto podremos ver de cerca un asteroide que tiene el tamaño de tres canchas de fútbol juntas, el cual se aproxima cada vez más a la Tierra.

Un asteroide que tiene el tamaño de tres canchas de fútbol se aproxima a la Tierra. Este fue descubierto por la NASA y parece que no será la última vez que este pase cerca de la tierra.

Un viejo amigo espacial

Este asteroide lleva por nombre 2008 KV2 y fue descubierto justamente en el año 2008. Este asteroide tiene la peculiaridad de tener entre 150 a 330 metros de diámetro aproximado. Además de que no hay peligro de que este objeto espacial se estrelle contra la Tierra en absoluto.

La distancia a la que este estará de la tierra al momento de su paso por aquí, será de unos 6.7 millones de kilómetros de distancia. Pero no solamente nos visitará este año, ya que la NASA espera que regrese en 2021. Para el 2022 lo podremos ver dos veces más y en el 2023 una vez más.

Asteroide fútbol

Después de visitarnos tantos años consecutivos, este asteroide regresará a nuestras cercanías en el año 2026. En ese entonces lo podremos ver en repetidas ocasiones, sin un número específico de apariciones.

Además, cabe destacar que este objeto viaja a una velocidad de unos 11 kilómetros por segundo aproximadamente.

Este evento ocurrirá el próximo 27 de Junio, pero probablemente no lo podamos ver. Ya que, para dar una perspectiva de la distancia a la que este pasará por la tierra, veamos a la luna. Esta se encuentra a unos 384 mil 400 kilómetros de distancia. Pero el 2008 KV2 pasará a una distancia 17 veces mayor a la de Luna con la Tierra.

Este asteroide es curioso porque también se encuentra orbitando alrededor del Sol. Es por eso que lo veremos tantas veces y tan seguido. Afortunadamente, a pesar de lo anterior, nunca tendremos problemas con nuestro amigo espacial. Ya que la que la NASA calculó sus trayectorias hasta el año 2199 y parece que todo seguirá normal.

Fuente: Live Science.