Peña Nieto se despide de su matrimonio en Instagram y todos le hacen memes

Peña Nieto se despide de su matrimonio en Instagram y todos le hacen memes

Enrique Peña Nieto hizo público su divorcio de manera legal vía Instagram y los memes no se hicieron esperar en todas las redes sociales.

Seguramente, a pesar de que el sexenio de Peña Nieto nos dejo pero de como estábamos, hay quienes lo extrañan. Y no precisamente por su excelente trabajo, sino por lo memes que él mismo creaba de manera involuntaria. Y ahora, después de que se anunciara que él y Angélica Rivera confirmaron su divorcio, el Internet regresó a los memes de esta pareja.

Querida Angélica…

Por medio de su Instagram, el ex presidente de México anuncio de manera oficial que el divorcio fue hecho. Además agregó una emotiva carta de despedida para su matrimonio con la ex actriz de telenovelas.

Por si no te enteraste de lo que decía, aquí tienes lo escrito en la carta.

Quiero agradecer a Angélica por haber sido mi compañera, esposa y amiga a lo largo de más de diez años, y por haber entregado su amor, tiempo y dedicación a nuestra familia. Hoy ha concluido legalmente nuestro matrimonio, deseo que le vaya bien siempre y que tenga éxito en todo lo que emprenda. Angélica, muchas gracias por todo.

Ante esto, la respuesta de las personas no se hizo esperar. Y ante críticas sobre la moral que conlleva hacer público un proceso entre dos personas. También llegaron los memes. Y claro, no podemos hacer más que compartir las ocurrencias de Internet ante este hecho.

Ya sea que sea algo bueno o malo mandar un mensaje de despedida por medio de redes sociales públicas. Recuerden que siempre es mejor no sacar a ventilar todo cuanto ocurre en su relación. Así evitas que te hagan memes por cualquier cosa y bueno, que todos se enteren de cosas que no les corresponde.

De igual manera, recuerda siempre poner marca de agua a tus memes, no vaya a ser que alguien te los robe. Por el momento ninguno de los dos han dicho nada sobre los comentarios de los usuarios en la red. Pero no creo que ya quieran dar de qué hablar.