Japón se encuentra desarrollando el primer virus informático que servirá para luchar contra ciberataques

Japón se encuentra desarrollando el primer virus informático que servirá para luchar contra ciberataques

El virus informático de Japón estará preparado para luchar contra graves ataques cibernéticos generando un efectivo método de defensa para Internet.

El Ministerio de Defensa de Japón ha puesto en marcha un nuevo plan para evitar los ciberataques. La llamativa medida consiste en el desarrollo de un virus informático que no sería como arma de ataque, sino que actuaría como un gran método de defensa para estas situaciones.

El funcionamiento de este malware consistiría en una capacidad distintiva de instalarse dentro del virus atacante, sirviendo como elemento completamente efectivo y actuando directamente deteniendo el accionar del atacante.

Aunque aún no existe información oficial sobre el desarrollo de este llamativo proyecto, según fuentes este ya ha sido puesto en marcha por las autoridades de dicho país.

Japón se encuentra desarrollando el primer virus informático que servirá para luchar contra ciberataques

Japón contra los ciberataques

Uno de los puntos que el país nipón ha querido resaltar, es que ellos con la toma de esta medida buscan defenderse más que atacar. El proyecto está inserto en una serie de medidas tomadas por el Gobierno Japonés para poder hacer frente al peligro que significa los ataques cibernéticos.

Japón siempre ha sido un blanco llamativo para los hackers debido principalmente a las constantes mejoras que desarrollan en el campo tecnológico. Es por esto que defenderse de estos constantes ataques que reciben es una de las metas que las autoridades esperan cumplir pronto.

Japón se encuentra desarrollando el primer virus informático que servirá para luchar contra ciberataques

Según el propio Ministerio de Defensa, una de las medidas tomadas por el gobierno japonés será la de aumentar la unidad cibernética del ciberespacio de 150 a 220 personas. Esta cantidad es bastante baja en comparación a otros países como Estados Unidos, en donde existen alrededor de 6.200 especialistas y China más de 130.000 en total.

Se espera que el nuevo virus entre en funcionamiento en marzo del próximo año y para completar su desarrollo final trabajarían varias empresas privadas en conjunto con el Ministerio de Defensa de Japón.

Finalmente, se espera que este proyecto no sea utilizado para comercializarse, ya que el país solo busca mejorar sus sistemas de seguridad.