Ya era hora: Las patinetas de Lime finalmente llegan a Bogotá

Ya era hora: Las patinetas de Lime finalmente llegan a Bogotá

Después de un largo historial en otros países del mundo, las patinetas de Lime ya están empezando a rodar en la capital colombiana.

Lime es probablemente una de las compañías más exitosas de patinetas eléctricas a nivel internacional. Tiene una gran presencia en numerosos países inclusive de Latinoamérica, entre los que están México y Chile. Colombia también había tenido la oportunidad de conocer la empresa y sus servicios, pero únicamente en la ciudad de Cali. Parece que Lime no quiso quedarse únicamente allí, pues tenía planes para llegar a la capital del país: Bogotá.

Numerosos actores que prestan servicio de alquiler de patinetas eléctricas ya se encontraban en la ciudad. Solo por mencionar a algunos: se encuentran Grin, Cosmic Go y Movo. Sin embargo, esto no impidió que Lime quisiera llegar de todas formas a Bogotá y establecerse para llamar la atención del público por encima de sus competidores.

Si bien Lime llega con ambiciones, también hace un buen uso de la precaución. La razón es que ya que el tema de las patinetas eléctricas es todavía tema de discusión y no cuenta con una reglamentación fija, la compañía empezó a operar de forma cautelosa. Así, por ahora solo 200 unidades van a estar trabajando en los sectores ubicados entre la calle 134 y la calle 72; y la entre la Carrera Séptima y la Autopista Norte.

Esto no quiere decir que Lime pretenda quedarse con esos números. Según Enrique Cuellar, gerente de la empresa para Colombia, actualmente se encuentran esperando a que la elaboración de la reglamentación avance:

Hay un fuerte convencimiento de la compañía de llegar a unos acuerdos con el distrito porque el futuro de la ciudad se hace con las entidades de control y el gobierno. Estamos esperando que esta reglamentación que está a punto de salir nos convenga a todos para satisfacer la gran demanda que tiene Bogotá.

¿Cuánto cuesta usar este servicio? Con una tarifa muy similar a otras en el mercado, Lime cobra COP 1.500 por desbloquear una patineta. Además, se irán descontando del saldo ingresado a la aplicación $300 por cada minuto que pase.

Ya era hora: Las patinetas de Lime finalmente llegan a Bogotá

¿Cómo funciona?

Lo primero que debes hacer es descargar la aplicación de Lime a través de la App Store o Play Store. Una vez hagas esto, deberás pasar por un proceso de registro en el que se te pedirá el número telefónico. Cuando termines el registro te aparecerá un mapa de la ciudad donde están las patinetas disponibles y las áreas donde pueden ser usadas.

No obstante, todavía no estarás listo para montar. Primero deberás ingresar un medio de pago, que puede ser tu tarjeta de crédito. A diferencia de otras compañías, Lime te pedirá hacer una recarga de saldo fija en vez de descontarte dinero directamente de tu tarjeta en cada viaje. Aunque solo quieras hacer un viaje, tendrás que hacer una recarga mínima de COP 15.000 en saldo. Si quieres ingresar más, tienes también las opciones de recargar COP 15.000 y 75.000.

Cuando ya tengas saldo en tu cuenta, ya podrás tomar una de las patinetas. Para ello deberás mirar el mapa y ubicar una que se encuentre parqueada en la calle. Acto seguido deberás oprimir el botón "Escanea para Pasear" y lee con tu celular el código QR que está en el manubrio.

La aplicación te dará entonces una notificación que dice que ya puedes utilizar el dispositivo. Cuando veas esto, súbete a la patineta e impúlsate un poco con uno de los pies. Ya cuando cojas un poco de velocidad, podrás utilizar el dedo pulgar de la mano derecha para apretar el acelerador. Ten cuidado con la velocidad, pues podrás andar hasta a 20 km/h. Si quieres bajar la velocidad y/o detenerte, utiliza el freno de bicicleta al alcance de tu mano izquierda.

Cuando termines tu recorrido, procura dejar la patineta en un lugar donde no estorbe la vía pública. Puedes dejarlas en zonas especiales de establecimientos en alianza con Lime, o dejarla donde no corte la circulación de personas o vehículos. Después de eso, mira de nuevo la aplicación y oprime el botón que finaliza el viaje. Eso sí, no te olvides de tomar una fotografía clara de la patineta para que otra persona pueda encontrarla y usarla.

Ya era hora: Las patinetas de Lime finalmente llegan a Bogotá