Mierda en las paredes: Ecuador exhibe el comportamiento de Julian Assange en la embajada

Mierda en las paredes: Ecuador exhibe el comportamiento de Julian Assange en la embajada

Parece que Assange no era el mejor de los huéspedes.

Durante meses se venía especulando sobre la futura y eventual expulsión de Julian Assange de la embajada de Ecuador en el Reino Unido. Esto finalmente sucedió y ahora ha llegado el momento de que el gobierno ventile cómo era la dinámica con él.

El ministro de Relaciones Exteriores, José Valencia, ante la Asamblea Nacional reveló parte del comportamiento de Assange, que era, cuando menos, escatológico, con un conducta higiénica inadecuada.

Estados Unidos acusa a Julian Assange y levanta cargos por hackeo y conspiración

Sobre ello el presidente Lenín Moreno profundizó más y, esperamos que no estén comiendo mientras leen esto:

Ha puesto heces fecales en nuestra casa, ha golpeado a nuestros guardias, a la gente de Ecuador, ha dicho que el Ecuador es -no quiero repetirles la palabra- pero además que es un país insignificante en el mundo, eso es lo que éramos para él.

Le hemos quitado el asilo a este malcriado y ventajosamente nos hemos librado una piedra en el zapato.

La Ministra del interior María Paula Romo, también brindó más detalles a los medios sobre dónde estaban los desechos:

A Assange se le había permitido hacer cosas como poner heces en las paredes de la embajada y otros comportamientos de esa naturaleza.

Un representante de Assange por su parte ya habría aclarado el incidente. En donde atribuyen el episodio a un problema estomacal que tuvo Julian.

Por su parte los abogados de Assange han negado el hecho. Pero todo apunta que se convertirá en un tema recurrente en lo que sigue de este drama.