Se dice que el cuerpo de Jesucristo está enterrado en este pueblo de Japón

Se dice que el cuerpo de Jesucristo está enterrado en este pueblo de Japón

Japón es un país de muchas leyendas y muchas curiosidades. Una de ellas es el cuerpo del mismísimo Jesucristo enterrado al lado de la oreja de su hermano.

Japón no es conocido por ser una país cristiano o católico. Puesto que a penas un 1% de la población cree en Dios y en Cristo. Por eso es que en más de una ocasión, la iglesia ha acusado al país asiático de ser satánico y de promover una vida de pecado.

Sin embargo, y pese a quien le pese, existe un pueblo japonés llamado Shingō que asegura tener el cuerpo de Cristo.

La historia nunca contada del hijo de Dios

De acuerdo con la comunidad cristiana que habita en ese pueblo, Jesus no murió en la cruz. Sino que logró vivir hasta cumplir 109 años. Y durante todo ese tiempo, Jesus contrajo matrimonio, se mudó a tierras japonesas y tuvo tres hijas.

Además, se dice que la persona que fue crucificada no era realmente Jesus, sino su hermano. Un hermano que dio su vida para salvar la del hijo de Dios, y que lo único que queda de él, es una oreja.

Japón Jesucristo

Después de tener una vida plena con su familia secreta, Jesus murió en paz en el pueblo de Shingō. Lugar en que yacen sus restos enterrados al lado de la oreja de su hermano.

A pesar de que todo esto parece una serie de blasfemias contadas por gente sin nada qué hacer. La verdad es que una gran cantidad de creyentes peregrinan a este pueblo japonés. Cada año, más de 20 mil personas de todo el mundo viajan a este lugar para visitar el cuerpo de Jesús.

Cuentan los cristianos japoneses que a sus 21 años, Jesús viajó a otras tierras para conocer más del mundo. Durante esos viajes conoció Japón y eventualmente decidió quedarse a vivir ahí. Una vez establecido en Japón, decidió cambiar su nombre a Daitenku Taro Jurai y el resto es historia.

Japón Jesucristo

Curiosamente, esta historia encaja a la perfección con la historia de Jesucristo. Puesto que hay un largo periodo de su vida que no es narrado en las santas escrituras. Sumado a eso, se dice que una familia de cultivadores de ajo de apellido Sawaguchi son descendientes directos de Jesús. Esto lo confirmarían unos pergaminos del siglo XVII. Si quieres visitar este lugar, aquí tienes la ubicación en Google Maps. Solo falta que te compres un boleto a Japón.