Hackean una Nintendo Switch y consiguen instalarle una versión preliminar de Android Q

Hackean una Nintendo Switch y consiguen instalarle una versión preliminar de Android Q

La forma en la que se desarrolló la Switch la hacía un candidato muy atractivo para soportar Android, lo que hasta ahora se ha logrado a medias.

Sabíamos que tarde o temprano la gente iba a tratar de explotar todo el potencial de la Nintendo Switch. Por lo tanto, era de esperarse la gran emoción se generó cuando se supo que esta finalmente había sido hackeada. Así, en ese entonces se utilizó ciertas relaciones con iOS para vulnerar su seguridad. Sin embargo, los hackers habrían estado interesados en hacer funcionar Android en la consola.

Después de tantos intentos, fueron dos años los que tardaron en lograr su cometido. Así es: dos desarrolladores, llamados Billy Laws y Max Keller, finalmente consiguieron hacer funcionar Android en una Switch. Se trata de una versión preliminar de Android Q , del que todavía no hay un lanzamiento oficial para móviles.

¿Pero cómo lograron hacer esta hazaña? Se sabía con anterioridad que la Switch cuenta con una arquitectura basada en ARM. Por lo tanto, este hecho apuntaba a que la consola podría ser compatible con Android. Después de todo, se sigue tratando de una tablet (algo más colorida y divertida, pero tablet a fin de cuentas).

El mismo Max Keller hizo una demostración en su cuenta de Twitter sobre lo que habían hecho. En un video de dos minutos muestra cómo utiliza tanto la pantalla táctil como los joy-con para acceder a distintas funcionalidades del sistema. Eso sí, a la hora de escribir en el navegador de Google se nota que no es una experiencia muy fluida. Sin embargo, ya es mucho resaltar el hecho de que Android esté funcionando en la consola.

Todavía faltan cosas por hacer…

Los desarrolladores admiten que todavía falta trabajo por hacer para explotar todo lo que se podría hacer con Android en la Switch. Por ejemplo, señalan que hay un problema con el soporte de la GPU. Esto impide que corran algunos juegos de Android o que sus gráficos funcionen de manera correcta. De poder arreglar este punto, se podrían instalar muchas APK del sistema operativo; principalmente juegos con los que los joy-con podrían ser muy útiles.

Por otro lado, también deben trabajar para hacer que el puerto USB-C y el de la tarjeta micro SD sean también compatibles con el sistema operativo. Sin embargo, no se sabe cuánto tiempo podría llevarles resolver estos puntos.

Sería muy interesante ver qué tanto logran con este proyecto. Tener acceso a cientos de juegos móviles o demás aplicaciones sería algo bastante llamativo en una consola como la Switch.

Nintendo Switch