El agujero negro supermasivo del centro de nuestra galaxia manifiesta emisiones en dirección a la Tierra

El agujero negro supermasivo del centro de nuestra galaxia manifiesta emisiones en dirección a la Tierra

Los agujeros negros súpermasivos son comunes en los centros de las galaxias y en la nuestra tenemos a Sagitario A *.

Observaciones realizadas desde el Atacama Large Millimeter/submillimeter Array en Chile, entregaron una sorprendente conclusión. La región de emisión del agujero negro supermasivo en el centro de la Vía Láctea, Sagitario A* es tan pequeña que su fuente puede apuntar directamente a la Tierra (vía Europa Press).

Vamos por parte. Los agujeros negros súpermasivos son comunes en los centros de galaxias. Sagitario A * es el agujero negro supermasivo más cercano y pesa alrededor de 4 millones de masas solares.

Se cree que, alrededor de estos agujeros negros, la materia cae en un disco giratorio y parte de esta materia se expulsa en direcciones opuestas a lo largo de dos haces estrechos, llamados chorros, a velocidades cercanas a la velocidad de la luz, que normalmente producen muchas radioemisiones.

El nuevo descubrimiento publicado en The Astrophysical Journal “podría indicar que un chorro de radio de Sagitario A * apunta casi directamente hacia nosotros”. ¿Qué significa realmente esto? Sara Issaoun, coautora del estudio y estudiante de la Universida de Nimega, lo expresó de la siguiente forma en un comunicado de Europa Press:

“Se podría indicar que la emisión de radio se produce en un disco de gas inflado en lugar de un chorro de radio. Sin embargo, eso haría de Sagitario A* una excepción en comparación con otros agujeros negros que emiten radio. La alternativa podría ser que el chorro de radio nos apunte casi a nosotros”.

1

Los expertos usaron una técnica de observación de interferometría de línea de base muy larga (VLBI) a una frecuencia de 86 GHz, que combina muchos telescopios para formar un enorme telescopio virtual.

Sin embargo, tener una observación clara de este agujero sigue siendo algo en extremo difícil, por lo que las particularidades de Sagitario A* seguirán siendo asunto de debates.