Cofundador de LinkedIn se disculpa por financiar campaña de noticias falsas

Cofundador de LinkedIn se disculpa por financiar campaña de noticias falsas

Hombre, qué detalle.

Parece que los amigos de LinkedIn no salen de un problema para entrar a otro. Hace un mes la plataforma fue perseguida por usar sin permiso 18 millones de correos para atraer usuarios. Y ahora uno de sus fundadores admite haber impulsado una campaña de noticias falsas.

Todo empezó con un artículo del New York Times, en donde se expuso a la firma American Engagement Technologies (AET); como responsable de haber impulsado una campaña de desinformación y noticias falsas.

Todo con la finalidad de  manipular la percepción sobre candidatos al Senado de Alabama en diciembre de 2017.

LinkedIn usó sin permiso 18 millones de correos para atraer usuarios

Si el nombre de la empresa les suena familiar es porque se supone que AET era una de las compañías estratégicas en las que LinkedIn invirtió para impulsar su expansión.

Era sólo cuestión de tiempo y Reid Hoffman, multimillonario cofundador de la plataforma; ya salió para disculparse públicamente por haber donado toneladas de dinero a ese grupo:

Desapruebo de manera categórica el uso de información falsa para inclinar el resultado de una elección.

De haber sido consciente de ello, no habría donado a un proyecto que planeaba usar esas tácticas; y habría rechazado invertir en cualquier organización que ejecutase tal clase de proyectos.

Me parece que las tácticas que se han reportado recientemente son muy perturbadoras.

Por ello me avergüenzo de no haber rastreado más de cerca a la AET, la organización que apoyé financieramente; ya que tomó sus propias decisiones para tal vez financiar proyectos que yo rechazaría.

La carta de expiación puede leerse completa en una publicación de Medium realizada por el ejecutivo. Tal como podemos leer parece que Hoffman ha preferido marcar su distancia de AET.

Pero el daño y el antecedente ya está hecho. Y parece que no ayudará en lo absoluto a la complicada reputación de LinkedIn.

Parece que ya no se puede confiar en ninguna red social.