Google responde a escándalo sexual: ha despedido a 48 personas por acoso

Google responde a escándalo sexual: ha despedido a 48 personas por acoso

Sundar Pichai, CEO de Google publica una carta abierta donde revela lo que la compañía ha hecho en los últimos dos años.

Durante las últimas horas Google ha sido objeto de duras críticas; tras la publicación de un artículo explosivo del New York Times.

En donde se revela que la compañía habría encubierto un escándalo de acoso sexual; por parte de Andy Rubin, padre de Android. Y no sólo eso, le otorgó una sustanciosa compensación económica al retirarse.

Andy

Obviamente la lluvia de comentarios no ha parado contra Google, y su CEO Sundar Pichai por fin ha respondido de manera oficial. Mediante una carta abierta, dirigida a los empleados de la firma.

En el documento se revela que durante los últimos años de hecho han despedido a casi 50 colaboradores por situaciones de acoso sexual:

pichai google

 

La historia de hoy en el New York Times fue difícil de leer.

Nos tomamos muy en serio el lograr un lugar de trabajo seguro e inclusivo. Queremos asegurarles que revisamos todas las quejas sobre acoso sexual o conducta inapropiada, investigamos y tomamos medidas.

En los últimos años, hemos realizado una serie de cambios; que incluyen una política cada vez más dura sobre la conducta inapropiada de las personas que ocupan puestos de autoridad.

En los últimos dos años, 48 ​​personas han sido despedidas por acoso sexual, incluidos 13 colaboradores que ocupaban posiciones como gerentes y cargos más altos. Ninguna de estas personas recibió una indemnización por su salida.

[…]

Sabemos que informar sobre el acoso puede ser traumático, y por ello proporcionamos canales confidenciales para compartir cualquier comportamiento inapropiado visto o vivido.

Apoyamos y respetamos a quienes han hablado.

pichai google

En la misiva, firmada también por Eileen Naughton, Vicepresidenta de Operaciones de Personal. Pichai afirma que han actualizado también sus políticas; para exigir a todos los directivos que compartan si tienen alguna relación con empleados de la empresa.

Prometiendo de paso "graves consecuencias" para cualquier persona que se comporte de manera inadecuada.

En otras palabras. Este control de daños parece revelar que dichas medidas más seguras fueron implementadas luego de toparse con el caso de Andy Rubin y muchos más similares.