Facebook se queda sin jefe de seguridad

Facebook se queda sin jefe de seguridad

Alex Stamos iba para tres años como jefe de seguridad de Facebook. Ahora anuncia su salida para cambiar completamente de ámbito laboral.

Facebook ha pasado por momentos complicados los últimos meses. Desde los problemas con la proliferación de Fake News hasta los riesgos vulnerables para sus usuarios. Ahora la plataforma recibe otro revés inesperado con el anuncio de la salida de su jefe de seguridad.

Alex Stamos (no confundir con John Stamos) ingresó a la red social como Jefe de Seguridad en el año 2015. Durante ese lapso le tocó vivir algunos de los tragos más amargos para la compañía. Como la situación con los rusos y su intervención en las elecciones que dieron como electo a Donald Trump.

Dislike Facebook

Ahora, parece que el muchacho ha tenido suficiente; y ha realizado una extensa publicación en su Perfil Oficial de Facebook para anunciar su salida inminente:

Durante los últimos tres años, me he sentido orgulloso de trabajar con algunos de los profesionales de seguridad más especializados y dedicados del mundo; en uno de los entorno de amenaza más difíciles que enfrenta cualquier compañía de tecnología.

Hemos trabajado juntos para crear nuevas protecciones en torno a los datos de los usuarios, para mejorar la seguridad de los productos utilizados por miles de millones, para desplegar un cifrado innovador y protecciones de privacidad a una escala sin precedentes; así como estudiar y reaccionar a las nuevas clases de abusos de los adversarios más avanzados del mundo.

Si bien he disfrutado mucho este trabajo, ha llegado el momento de dejar mi puesto como Director de Seguridad en Facebook.

Stamos iniciará una nueva etapa laboral en septiembre de este mismo año. En un puesto de investigación y enseñanza de tiempo completo para la Universidad de Stanford.

Su último día laboral en Facebook será el 17 de agosto. Así que Mark Zuckerberg tiene apenas un par de semanas para encontrar un sustituto.

Creemos que a Mark no le gusta eso. Nada.