Columna: ¿Cuánto espectro Chile necesita para desarrollar 5G?, no caigamos en el populismo regulatorio

Columna: ¿Cuánto espectro Chile necesita para desarrollar 5G?, no caigamos en el populismo regulatorio

Hay que tener cuidado que todo lo que se diga y prometa en términos mínimamente vinculantes sobre lo que un eventual estándar 5G pudiera llegar a significar en Chile.

Estamos en presencia de la fallida agenda pro inversión de la Subsecretaría de Telecomunicaciones. Lecciones de cómo una buena idea se transforma en un problema político.

La autoridad sectorial instaló dos fantasmas que pensamos que no llegarían a nuestro país: la incerteza jurídica y la falta de credibilidad de la autoridad reguladora.

En el marco del principio de neutralidad tecnológica consagrado en nuestro ordenamiento jurídico, la autoridad no puede restringir el tipo de tecnología o equipamiento que se utiliza por las empresas para prestar sus servicios. Creo que la actual autoridad olvida la forma en que se inicia el desarrollo de internet en Chile que fue a través de tecnologías que ocupaban la infraestructura del servicio publico telefónico, como es el acceso conmutado, reconocido en nuestro ordenamiento como una prestación complementaria, mismo reconocimiento que ha tenido en el tiempo la tecnología ADSL, la cual se ha acogido a este principio.

Otras tecnologías han tenido el mismo reconocimiento, donde éstas permiten la oferta de servicios distintos de la telefonía, la voz, como es la Internet, lo cual ha llevado a nuestro país a ser líder en la región en cuanto a penetración de este servicio. Éstas son GRPS, EDGE, WIMAX en menor medida y, últimamente, LTE, la cual ha sido implementada por todos los operadores sin reparos.

La "sorpresa" y lo que provoca extrañeza del comunicado, sabemos que permanente e históricamente Subtel y, como parte de su obligacion legal, y de su tarea diaria, una vez informada ha tramitado la modificación, actualización o adición de tecnología a las concesiones vigentes, así lo contempla la Ley General de Telecomunicaciones. La autoridad sabe que en Chile existen 24 mil estaciones base, antenas o sistemas radiantes, y que el Concesionario puede informar y proceder a la actualización tecnológica mediante oficio.

En este caso si la autoridad considera que " existe un problema de competencia" en lugar de dedicar su tiempo en levantar dudas y declaraciones poco claras, su obligación es informar a la Fiscalía Nacional Económica a fin de que analice los antecedentes y determine si existe algún mérito para investigar. Seriedad y rigurosidad es lo mínimo que se exige al regulador para fomentar la inversión en el sector. Adicionalmente en el evento que haya detectado anormalidades en la prestación de servicios por parte de los operadores, nuestro ordenamiento jurídico dispone de los mecanismos para hacerlos cumplir, como son los procesos de cargos y no este "congelamiento" de dudosa aplicación legal.

Debemos suponer que la autoridad reguladora quiere que las inversiones y el desarrollo digital en Chile se paralice hasta que alguien pueda "estudiar en profundidad"lo que es propio de las competencias del regulador. Hubiésemos esperado que las actuales autoridades tuvieran las suficientes habilidades y conocimientos para realizar su labor.

Por otra parte, un flaco favor se hace a las mismas intenciones del actual gobierno al afectar notoriamente la certeza jurídica y estabilidad institucional de nuestro país, ya que el mensaje al mercado es que no existiría ni certeza ni respeto a sus inversiones, las cuales han sido realizadas en el marco de concesiones otorgadas por el Estado en concursos públicos que definieron la operación de las autorizaciones.

El respeto a la ley y al derecho de todos los ciudadanos para acceder a los servicios de telecomunicaciones es lo que inspiró y guió nuestro actuar como autoridad. No hicimos pirotecnia, fuimos al grano, si la actual autoridad cree de verdad en lo que plantea, mañana debiera estar dando prioridad al proyecto de Ley que presentó la Presidenta Bachelet sobre ´Mercado Secundario de espectro radioeléctrico´ que permite dotar al Estado de la capacidad de objetivar el mal uso del espectro y proceder a su devolución reforzando la tipificación del no uso efectivo y eficiente del espectro radioeléctrico asignado como conducta infraccional.

Además en este Proyecto se indica que concesiones de servicios públicos e intermedios de telecomunicaciones puedan transar bloques más pequeños de uso sobre las bandas de frecuencia que actualmente detentan y que se encuentren sub-utilizadas. Le recuerdo a la autoridad actual que en nuestra administración se procedió a cursar el Cargo más alto por uso deficiente del espectro.

La Subtel cuenta con funcionarios de alta calidad técnica y competencias profesionales, por lo que también nos "sorprende" la liviandad con que la actual autoridad quiere enlodar el impecable desempeño que siempre ha llevado a cabo el personal de la Subtel.

El mensaje final que nos queda es que entramos en una fase de ‘congelamiento” así que todos los tramites y solicitudes que se presenten en Subtel tendrán que quedar a la espera que la actual autoridad se interiorice de las obligaciones y funciones propias de esa Institución.

 

Nota adicional

Lo que se está hablando, discutiendo, prometiendo, etc. en todo el mundo sobre 5G en este momento no está en ningún caso basado en ninguna realidad tecnológica, decisión sobre bandas, productos "market ready", acuerdos formales sobre normas ni nada. Por tanto hay que tener cuidado que todo lo que se diga y prometa en términos mínimamente vinculantes sobre lo que un eventual estándar 5G pudiera llegar a significar en Chile, es más bien comentario entusiasta sobre expectativas o bien instalación de intereses propietarios de alguna marca o actor industrial particular quienes siempre, incluso antes de la implementación de las normas y estándares relativos a servicios TIC, han desplegado acciones tendientes a imponer su interés por validar determinadas tecnologías y por tanto obtener privilegios de explotación en bandas de frecuencia predilectas para operarlas.

En Europa, donde hoy mismo se está desarrollando la discusión en el 3/4/5GPP ni siquiera están definidas las bandas definitivas para implementar lo que sería un estándar 5G por lo tanto en Chile, donde ni siquiera participamos del desarrollo de las normas, lo que corresponde es estar al tanto del avance de la discusión y coordinar a los actores que deberán implementar la tecnología y no amenazar con congelamientos o adelantar licitaciones de bandas antes de que estén definidas, ni descuidar el despliegue del 4G que sí es una realidad que podría beneficiar a más de 4 millones de chilenos que aún no gozan de sus beneficios.

Ante la presión, la autoridad debe mantener la calma y no caer en el populismo regulatorio…

La pregunta es cuánto espectro Chile necesita para desarrollar 5G? Qué bandas se pondrán a disposición? Para 5G se necesitan de manera conjunta y como un híbrido de bandas bajas y bandas muy altas…desde la 400 MHz hasta la de 6GHz…junto con infraestructura de fibra óptica para sacar toda esa cantidad de datos…

Una de las bandas que por ahora se observa en el mundo es la de 3.5 GHz…esa banda Chile ya la concursó hace 15 años, no en la administración pasada, y tienen derecho sobre esa Banda Entel, Claro, VTR, …fue asignada en esos años para introducir la tecnología WiMax que finalmente no prosperó masivamente en Chile…hoy se emplea para telefonía fija inalámbrica y LTE, que no es 5G.