Warner eliminará polémica característica del último juego de The Lord of the Rings

Warner eliminará polémica característica del último juego de The Lord of the Rings

Adiós a los orcos mercenarios.

En octubre del año pasado se estrenó Shadow of War, un videojuego basado en la franquicia The Lord of the Rings que lamentablemente hizo ruido no por su historia o por sus mecánicas, sino por una característica que no le gustó a mucha gente: demasiadas cosas dentro del juego había que comprarlas para poder avanzar más rápido.

Obviamente aquello generó polémica entre la comunidad, justo en un momento donde las microtransacciones y las cajas de botín de los videojuegos estaban en el ojo de todo mundo, incluyendo los de organismos oficiales.

Y ahora, meses después, Warner ha anunciado que los polémicos micropagos y las cajas de botín serán removidas por completo del juego.

En el foro oficial de Shadow of War, los desarrolladores dicen haber escuchado a la comunidad de jugadores. "Comprar orcos en la tienda da más opciones, pero nos damos cuenta que esta opción afecta al corazón del juego", explican.

La venta de orcos para avanzar en el juego reduce la inmersión en el universo del juego y minimiza el desafío de construir un ejército personal.

Por lo tanto, para restaurar por completo la esencia del juego, vamos a quitar las opciones de adquirir objetos con dinero real y obtener orcos mediante cajas de botín.

Además, Monolith corregirá ciertas partes de la campaña que le tiraban al jugador hordas y hordas de enemigos sin mayor contexto, todo con el fin de que la gente se aburriera y pagara para comprar orcos y hacer todo más fácil. "Estas secciones del juego serán mejoradas con nuevos elementos narrativos y una experiencia en general más cohesionada".

¿Y cuándo sucederán todas estas maravillas?

  • La primera actualización llegará el 8 de mayo y eliminará la opción de comprar oro
  • La segunda actualización llegará el 17 de julio y eliminará por completo el uso de oro, las tiendas y los cofres de guerra (cajas de botín)

Obviamente, estas actualizaciones serán gratuitas para todos los usuarios y será entonces cuando quizás compre el juego. Porque el primer Shadow of Mordor me gustó mucho y el Nemesys System es un gran acierto, pero los micropagos de Shadow of War me quitaron todas las ganas de jugarlo.

Battlefront II no estuvo solo.