¿Qué tan necesario es el 5G?

¿Qué tan necesario es el 5G?

Desde el IoT hasta industrias como el transporte o minería, el 5G apuesta por robustecer cada vez más áreas.

El 5G no deja de acaparar la agenda en congresos y medios. Sin embargo, se presenta la interrogante sobre sus verdaderas aplicaciones. De esto conversamos con Eduardo Castañón, Head of Networks Latam de Ericsson.

No hay duda de que el uso de datos está creciendo. Los usuarios utilizan cada vez más servicios móviles e incluso las mismas aplicaciones demandan cada vez más tráfico. Sin ir más lejos, las redes locales duplican su tráfico cada año.

Para el experto de Ericsson, existe una necesidad a nivel usuario, pero también de la industria, que no puede ser cubierta exclusivamente con el 4G LTE. A esto se suma una necesidad de que la latencia de las redes sea más óptima. Existen nuevos rubros donde esto se solicita con urgencia, como en la minería, el transporte o incluso la telemedicina.

Vemos cuatro áreas de trabajo fundamentales en 5G. El IoT, donde se conectará muchos más dispositivos, además del smartphone; un área relacionada con la industria (medicina, transporte, minería) que requiere una confianza de red distinta; el negocio tradicional, que es lo que habitualmente consumimos en smartphones; y la implementación de redes de alta velocidad en hogares, sobre todo en lugares de difícil acceso.

La migración

Para su implementación, el 5g va a necesitar de las redes 4G LTE para funcionar. Según Castañón, así como cuando se comenzó a desplegar 3G y se necesitó 2G, el proceso será parecido. “Las redes móviles necesitan entregar mayor confianza. menor latencia, más capacidad de manejar tráfico”, dice.

Para Castañon, en una situación local en una región como la Metropolitana de Santiago, la implementación de cámaras de tráfico daría mucho que hablar. Si es que se llegase a instalar una cámara por cada semáforo para controlarlas en base a un sistema de monitoreo de alta velocidad, una red 4G LTE no daría abasto.

Por esto, detalló los primeros pasos en la transición. Una parte del radio va a trabajar en 4G LTE y otra con 5G.

Los pasos que se siguen para migrar de LTE a 5G, es apilar más capacidad en las redes. Para esto, se coloca más de una banda de frecuencia en conjunto con otras, para ir aumentando la capacidad de transmisión . Esto se aplicará hasta constituir redes de 1GB por segundo. Un factor importante para continuar creciendo es ajustar la modulación; de ahí se pasa a usar tecnología Massive MIMO.

Sobre el complicado relieve de Chile, montañoso y con irregularidades, el experto mencionó que el éxito del buen servicio depende en gran parte de la inversión de los operadores. Así mismo, se espera que el 5G sea una realidad en el país a fines del próximo año.