Colombia se convierte en el primer país de Latinoamérica en regular Big Data

Colombia se convierte en el primer país de Latinoamérica en regular Big Data

El gobierno colombiano aprobó el Conpes de Big Data. Colombia se convirtió en el primer país de Latinoamérica en tener una política pública de datos.

El Departamento Nacional de Planeación colombiano (DNP) reveló recientemente que el gobierno nacional aprobó el Conpes 3920, un documento que define la política de explotación de datos. Con este documento, Colombia se convierte en el primer territorio de Latinoamérica en regular el Big Data, y el octavo en todo el mundo.

Desde luego la firma de este documento se traduce en algunas obligaciones para la nación, tales como la necesidad de alcanzar el 90% de entidades con al menos un proyecto de aprovechamiento de datos. El reto es grande, pues en la actualidad la cifra solo es del 9.3%.

Además, Colombia también tendrá que tener el 100% de servidores públicos digitalizados, así como al menos un 50% de entidades públicas con proyectos digitales que les ayude a mejorar sus servicios. Respecto al tema, Luis Fernando Mejía, director del DNP se mostró bastante positivo.

La explotación de datos (Big Data) también es una herramienta que aporta al monitoreo de los  Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Colombia tiene retos para la medición del 46 % de los indicadores globales de ODS. Los principales desafíos ocurren por la baja frecuencia de medición y la poca desagregación”, indicó.

El impacto positivo de la explotación de datos

big data big data

Según el DNP, la explotación de datos tiene impactos económicos positivos porque genera ingresos adicionales a las empresas que ofrecen bienes y servicios basados en datos, valor agregado (principalmente en investigación e innovación) y da lugar a empleos especializados en uso de datos.

Además, esta tendencia ofrece una ventaja competitiva a aquellas empresas intensivas en esta materia.

En el mundo, el crecimiento de datos pasó de 1,2 billones de Gigabytes en 2010 a 16,1 billones en 2016 y se espera que para 2025 esta cifra se multiplique diez veces, es decir, que sean creados 163 billones de Gigabytes.