Científicos logran revivir cerebros de cerdo fuera de sus respectivas cabezas

Científicos logran revivir cerebros de cerdo fuera de sus respectivas cabezas

No estamos soñando, es verdad.

Unos científicos de la Universidad de Yale en Estados Unidos hicieron algo impensado hasta ahora: tomaron cerebros de cerdos decapitados y los mantuvieron en "funcionamiento" durante 36 horas.

En una publicación en Technology Review se describió de forma muy general el procedimiento; los investigadores tuvieron acceso a "entre 100 y 200 cerebros" de los animales y mediante el uso de un sistema de bombeo y sangre artificial, restauraron la circulación cerebral.

El método utilizado fue bautizado como BrainEx y se trata de una serie de conexiones y sondas conectadas en una especie de circuito cerrado. La sangre artificial fluye a través de ese sistema y alimenta de oxígeno a las células cerebrales.

Babe y una oveja

Los resultados fueron "sorprendentes" a ojos de los investigadores, ya que descubrieron que miles de millones de células individuales en los cerebros "se encontraron saludables y totalmente capaces de realizar sus actividades normales".

Un investigador no participante en el experimento pero sí conocedor de cómo se realizó, explicó que si bien "los cerebros podían estar dañados, mientras las células estén activas se trata de un órgano viviente". Y agregó además que el proceso de mantener un cerebro animal en funcionamiento puede ser extremadamente complejo pero que "no es muy diferente de mantener un riñón funcionando fuera del cuerpo".

Nada de esto, por supuesto, implica que puedan realizarse transplantes de cerebro en cerdos o algo parecido. Pero los investigadores creen que el experimento bien podría replicarse en otras especies sin mucho problema.

Quien sabe si en el futuro los transplantes de cabeza realmente funcionan.