Funcionario mexicano vinculado con la compra del malware de espionaje Pegasus

Funcionario mexicano vinculado con la compra del malware de espionaje Pegasus

El malware espía Pegasus fue vendido al gobierno mexicano en 32 millones de dólares, esto se supo en junio del año pasado.

En junio del 2017 se supo la noticia gracias a la Red de Defensa de los Derechos Digitales: el gobierno federal mexicano había comprado el malware Pegasus, creado por la empresa israelí NSO, para espiar periodistas y políticos; además de activistas y abogados de derechos humanos. Se supo también que este malware había sido vendido a la PGR (Procuraduría General de la República) por Grupo Tech Bull; empresa mexicana. Su costo fue nada más y nada menos que 32 millones de dólares.

Funcionario mexicano vinculado a la venta de Pegasus al gobierno

Pero esta historia no ha terminado ahí. Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) descubrió que, de hecho; un funcionario mexicano subordinado a Murillo Karam (político del PRI, es gobernador de Hidalgo y Procurador General de la República, entre otros cargos) está vinculado a esta transacción.

Se trata de Luis Fernando Ayala, hombre que fundó CITELAE del Centro; una empresa que registró el nombre “Balam Seguridad Privada”. Grupo Tech Bull es una filial de esta. Y fueron ellos quien proporcionaron el malware al gobierno.

En cuanto al vínculo de Murillo Karam con Luis Fernando Ayala Puente; fue el primero quien invitó directamente a Ayala a trabajar en la PGR. Él era director de área ahí cuando le venta de Pegasus.

 

Ayala, como socio fundador de CITELAE es dueño también del 33% de las acciones. En teoría, esta empresa se dedica a la vigilancia industrial, bancaria y comercial. Además dan asesorías y hacen investigaciones privadas. Es decir: sí, se dedican de cierto modo al espionaje.

La historia que liga a Balam con Grupo Tech Bull

Aquí comienzan los clásicos “yo no tenía idea”, ya tan famosos en escándalos de gobierno. María Patricia Castillo Rodríguez y Rosa Elena Herrera Rodríguez eran las socias de Ayala en CITELAE. Y según Herrera, ella no sabía nada sobre que la empresa de la que poseía también el 33% de las acciones estuviera ligada; de alguna forma, a quienes vendieron malware ilegal al gobierno para el espionaje de periodistas, entre otros, acorde a la investigación. La mujer asegura que su identidad fue usada de manera ilegal sin su consentimiento.

En el año 2013 CITELAE fue liquidada. Luego de eso, se hizo una empresa nueva ligada a Balam (cuyo nombre registró CITELAE): Grupo Tech Bull. 

WikiLeaks lo confirmó

Grupo Tech Bull fue fundada por Jorge de Jesús Sánchez y Miguel Cayetano Miguel. Según este último, él no tenía idea de que su empresa estaba directamente ligada a la venta de Pegasus.

Aquí es donde entra WikiLeaks: en unos correos electrónicos filtrados por ellos, el vínculo entre Balam y Grupo Tech Bull de confirmó sin lugar a dudas.

Armando Pérez Herrero es el administrador del ya célebre Grupo Tech Bull. En dichos correos filtrados, él escribe que Balam y su filial eran las empresas número uno en la PGR y la Marina; además de proveedores del CISEN (Centro de Investigación y Seguridad Nacional), así como de la Policía Federal. Y añadió “Acabamos de vender a la PGR –ya se firmó el contrato y envió el dinero– el sistema NSO Pegasus“. No hay mucho lugar a especulaciones en estos correos en donde Pérez Herrero confiesa todo.

Y aun con toda esta información fluyendo, parece que la historia está muy lejos de terminar. Continuará…