Lanzan proyecto para potenciar iluminación sustentable en sectores vulnerables de Santiago de Chile

Lanzan proyecto para potenciar iluminación sustentable en sectores vulnerables de Santiago de Chile

Cerca de 50 familias recibieron un dispositivo para almacenar energía solar e iluminar espacios de difícil acceso.

El pasado 11 de diciembre se llevó a cabo el lanzamiento del “Proyecto de Innovación Habitabilidad”, una iniciativa de Fondo de Solidaridad e Inversión Social (Fosis), junto a SuliLab. La jornada tuvo una sesión introductoria al impacto de los dispositivos de SuliLab y una parte práctica donde los interesados pudieron interiorizarse en el funcionamiento de los productos de luz solar modular.

El proyecto es una conjunción de esfuerzos entre SuliLab y Fosis, que busca apoyar a la población en situación de vulnerabilidad. Dentro de las líneas programáticas de Fosis, se buscan iniciativas innovadoras para desarrollar soluciones sociales; en este caso, contribuir a subsanar la mala iluminación de algunas viviendas y fomentar el abastecimiento energético sustentable.

La institución gubernamental, acordó un convenio de innovación con SuliLab en un fondo de seis millones de pesos y posteriormente abrió un concurso en la Región Metropolitana para seleccionar a la población que sería beneficiada. Según comentó Ignacio Ossas, encargado regional de asistencia técnica de Fosis, cada familia recibió al menos un dispositivo Suli, aunque la entrega tuvo relación con la condición particular de cada una.

Queremos que esto tenga una proyección, por eso estamos haciendo talleres. La idea es que las familias no tengan que entrar en un gasto mayor y puedan adaptar sus propios insumos, propios de cada realidad. Estamos trabajando inicialmente con una población inicial de 50 a 60 familias, estimando un total de de 200 personas.

¿Cómo impacta Suli?

Los dispositivo Suli, son básicamente elementos que captan la energía solar. Se trata de un aparato que funciona modularmente, vale decir, puede ser colocado en paredes, exteriores e incluso mochilas.

A las familias se les entregó dos elementos: un kit de aprendizaje para interiorizarse en la energía solar y un producto Suli terminado de alta eficiencia energética. Internamente, los sistemas Suli funcionan básicamente en base a un panel solar, con un switch para prender, apagar y controlar la energía que entra. También elementos de resistencia de diodo, una placa electrónica, baterías y una luz LED, donde finaliza el proceso.

Según nos comentó, Macarena Pola, socia fundadora de Suli, la propuesta de la organización se basa en potenciar el autoconsumo, con la intención de cambiar los hábitos de las personas para que tengan prácticas más sustentables y conscientes.

Los hábitos que incorporan estas prácticas todavía son algo pendiente. Se tiende a ver como algo difícil, porque estamos en un país que no está tan tecnologizado. A un niño, por ejemplo, que comprende como manipular la energía, se le abre un campo de posibilidades. A nosotros nos importa mucho el empoderamiento de la gente. Con estas iniciativas, se entregan herramientas para contribuir a decidir cómo uno quiere vivir.

Actualmente, tanto el kit de aprendizaje como los dispositivos Suli de mayor eficiencia, pueden ser adquiridos por la página web de proyecto. Al mismo tiempo, se pueden comprar a través del hogar Pequeño Cottolengo, en ayuda directa de la Fundación.