Director de Blade Runner y Alien revela por qué Disney no lo contrata para Star Wars

Director de Blade Runner y Alien revela por qué Disney no lo contrata para Star Wars

El director se queja de los estudios contratando a directores inexpertos.

Star Wars: The Last Jedi se ha convertido en una de las cintas más controvertidas de los últimos tiempos. Las decisiones de dirección y libreto tomadas por Rian Johnson han fragmentado a la comunidad y ante tal nivel de discusión era sólo cuestión de tiempo antes de que sus colegas de oficio entraran a opinar sobre el tema.

Ridley Scott, reconocido cineasta, gracias a películas de culto en el terreno de la ciencia ficción, como Alien y Blade Runner, acaba de darle una entrevista a los chicos de Vulture, en donde no perdió la oportunidad para hablar sobre por qué Disney nunca le ha ofrecido dirigir algo de Star Wars:

Sería muy peligroso para ellos. Porque sé lo que estoy haciendo.  Creo que a ellos les gusta tener el control, y a mí mismo me gusta tener el control de lo que hago.

Cuando consigues a un tipo que ha hecho una película de bajo presupuesto y de repente le das $ 180 millones de dólares, no tiene ningún sentido en absoluto. Es jodidamente estúpido. ¿Sabes lo que cuestan las regrabaciones por culpa de eso?

Pueden contratarme si cubren mi tarifa, que es pesada, pero voy a estar por debajo del presupuesto y a tiempo siempre. ¡Aquí es donde importa la experiencia, es tan simple como eso!

Las palabras de Scott parecen una clara alusión a los problemas que han presentado películas recientes del universo de esta franquicia, con casos como el de Solo: A Star Wars Story, o Rogue One, donde los altercados entre los directores y el equipo de Lucasfilm ha obligado a regrabar partes importantes de ambas cintas.

Para el cineasta tener mucha experiencia y saber lo que estás haciendo, es absolutamente esencial. Y considera que hay que adquirirla poco a poco. Comenzar con un presupuesto bajo, para aumentar luego de forma gradual.

Contratar a novatos para dirigir películas de gran presupuesto garantiza el control por parte del estudio, pero puede afectar también sus finanzas.