Atrapan a empleados de Amazon y Microsoft en escándalo de tráfico sexual

Atrapan a empleados de Amazon y Microsoft en escándalo de tráfico sexual

Los acusados usaron su mail corporativo para participar en el supuesto delito.

Microsoft y Amazon son dos de las compañías más importantes del sector tecnológico,  sin embargo, acaban de verse envueltos en un escándalo de proporciones considerables, luego de que las autoridades apresaran a algunos de su empleados involucrados en un caso de tráfico sexual.

Un extenso reportaje de Newsweek, relata cómo pudo obtener cientos de correos electrónicos, recopilados entre los años 2014 y 2016, como parte de una investigación sobre comercio sexual dentro del condado de King, en Washington, Seattle.

Entre la lista, se destaca el descubrimiento de varias direcciones pertenecientes a correos corporativos de algunas de las compañías tecnológicas más importantes del sector. Siendo Microsoft, con 67 mails, y Amazon con 63, los más activos en un foro local de contacto y reseñas sobre trabajadoras sexuales involucradas en el caso investigado por las autoridades.

Microsoft fue rápido en comunicar su postura, reprobando el acto de sus empleados:

Microsoft tiene una larga historia de cooperación con las autoridades en la aplicación de la ley, así como en la lucha contra el tráfico sexual y temas relacionados. También tenemos empleados que ofrecen voluntariamente su tiempo y dinero específicamente para combatir este problema.

La conducta personal de una pequeña fracción de nuestros 125.000 empleados no representa de ninguna manera nuestra cultura. Ninguna organización es inmune a esta situación desafortunada cuando los empleados actúan de forma no ética o ilegal. Cuando eso sucede, investigamos la conducta y tomamos las medidas adecuadas.

Microsoft deja en claro a nuestros empleados que tienen la responsabilidad de actuar con integridad y comportarse de una manera legal y ética en todo momento. Si no lo hacen, corren el riesgo de perder sus trabajos.

Por su parte, Amazon también contactó a Newsweek para hablar sobre el asunto, señalando que cuando la compañia sospecha que un empleado ha utilizado fondos o recursos de la empresa para participar en una conducta delictiva, es investigado de inmediato y se toman las medidas apropiadas, incluyendo el despido y el contacto con las autoridades.

Existen docenas de compañías involucradas en el caso, incluyendo cuentas corporativas de Boeing, T-Mobile y Oracle. En marzo de 2018 se dará inicio a los juicios contra los acusados.